Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Hamás fuerza por ley la segregación por sexos de las escuelas de Gaza

La nueva norma legal es un paso más en la islamización de la Franja

Niños palestinos en el campo de refugiados de Shati, en Gaza.
Niños palestinos en el campo de refugiados de Shati, en Gaza. AFP

El grupo islamista Hamás, que gobierna la franja de Gaza, introdujo este lunes una nueva ley por la cual convertirá en obligatoria la segregación por sexos de las aulas con niños mayores de nueve años. Además, prohibirá que profesores varones impartan clases en escuelas femeninas. En realidad, a efectos prácticos, las escuelas de Gaza ya están segregadas para los alumnos a partir de nueve años. La nueva norma convierte esa práctica en forzosa.

La nueva norma educativa entrará en vigor en el próximo curso escolar. Se aplicará a las más de 600 escuelas que hay en la Franja. La mayoría de ellas las gestiona el Gobierno. Aproximadamente otras 200 las administra la Organización de Naciones Unidas a través de su agencia para refugiados. El resto son centros educativos privados, varios de ellos cristianos. Varios de estos últimos son los que mantienen hasta hoy clases mixtas pasados los nueve años y hasta el inicio de la educación secundaria.

La segregación escolar por ley es un paso más en la islamización de Gaza, emprendida por Hamás después de ganar las elecciones legislativas palestinas de 2006 y de tomar el control de la Franja un año después. El mes pasado, la ONU se vio obligada a cancelar una maratón humanitaria que tenía prevista en Gaza por la negativa de Hamás a permitir que en ella participaran mujeres, con o sin velo.

En algunas ocasiones, los intentos de avances islamistas de Hamás se han encontrado con una fuerte resistencia social. Algunas mujeres han desafiado normas como la de prohibir a las mujeres fumar de la pipa de agua, o cachimba, en lugares públicos como cafeterías, restaurantes u hoteles, aprobada en 2010. También provocó polémica y desobediencia el veto a que empleados varones trabajen en salones de peluquería femeninos, introducido el mismo año.

“Somos musulmanes. No necesitamos conseguir adeptos y lo único que hacemos es servir a nuestra gente y a su cultura”, dijo el consejero legal del Ministerio de Educación gazatí, Waleed Mezher, a la agencia Reuters después de anunciar la aprobación de la nueva norma legal. El Gobierno de Gaza dijo además que había invitado a los administradores de las escuelas privadas a un diálogo previo a la promulgación de la ley, pero que estos se negaron a participar.

“En lugar de esconderse tras las tradiciones, ¿por qué no dicen claramente que son islamistas y que quieren islamizar esta comunidad?”, dijo en la radio palestina la activista a favor de los derechos de las mujeres Zeinab Al Ghoneimi, según recoge Reuters.