Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El arzobispo de Barcelona llama la atención al Pare Manel por su autobiografía

El sacerdote explica en el libro que tiene una "amiga especial" con quien no convive, ni mantiene relaciones sexuales

El cardenal arzobispo de Barcelona, Lluís Martínez Sistach, ha vuelto a convocar al sacerdote Manel Pousa para llamarle la atención, molesto por la publicación de Pare Manel. Més a prop de la terra que del cel (Angle Editorial), donde explica, entre otras cosas, que tiene una "amiga especial" con quien no convive ni mantiene relaciones sexuales.

Sistach le ha citado para hablar con él sobre el texto y "tomar las decisiones pertinentes" -como informa el Arzobispado en un comunicado sin aludir a ningún pasaje-, tiempo después de que el mismo arzobispo le lanzara una "advertencia" por haber costeado el aborto a una joven para evitar una muerte por desangramiento, según relata el libro.

El sacerdote, que se proclama antiabortista, apoya solo el celibato voluntario, defiende el sacerdocio femenino, y ha accedido a presidir en la cárcel ceremonias religiosas paralelas a la unión civil de los presos homosexuales que se lo han pedido.

Escrito por el periodista Francesc Buxeda, el libro -a la venta desde finales del pasadofebrero- explica el trabajo para los marginados que ha hecho popular al sacerdote, que preside una fundación a la que han apoyado artistas como Joan Manuel Serrat, Tortell Poltrona, Sergi López, el Tricicle y el desaparecido Pepe Rubianes.

Buxeda ha reafirmado el contenido de todo el texto al constatar que "para cualquier duda, lo mejor es remitirse al libro, donde todo está bien explicado".

Manel Pousa (1945) tiene su parroquia en el barrio barcelonés de la Trinitat, donde ha convertido la rectoría en casa de acogida para reinsertar expresos; visita cárceles catalanas; ayuda a niños de barrios conflictivos de Barcelona y a sus familias, y recauda fondos privados y públicos para su fundación.