Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ultimátum de la comarca de El Maestrat para trasladar su basura a una localidad de Tarragona

Cuatro municipios pretenden llevar los residuos a Cataluña porque es más barato que el transporte a plantas de Alicante.-La instalación que les corresponde se construye con retraso en Cervera

Los municipios de Santa Magdalena, La Jana, Canet y Rossell se han fijado de plazo hasta el final de esta semana para obtener una respuesta de la Generalitat Valenciana sobre la petición de autorización para trasladar sus basuras a Tarragona. La solicitud se ha formalizado después de que el Consell anunciara la intención de llevar a Alicante las basuras del norte de Castellón, donde aún no se han ejecutado las infraestructuras previstas en el Plan Integral de Residuos (PIR), aprobado hace más de 10 años.

La planta de tratamiento de Mas de Barberà, en Tarragona, está tan solo a 30 kilómetros de estos municipios de la comarca de El Maestrat, mientras que los puntos a los que se destinarían sus residuos en Alicante distan más de 300 kilómetros, lo que encarece notablemente la factura del servicio. Así, los alcaldes de estas localidades, que apenas generan basura, pidieron autorización a la Generalitat de Cataluña para poder trasladar sus residuos a Tarragona, de manera temporal y hasta que hayan concluido las obras de la planta que se está ejecutando en el municipio castellonense de Cervera. Esta no estará finalizada hasta finales del año 2011. Al mismo tiempo, los alcaldes solicitaron el permiso de la Generalitat Valenciana, que es la Administración que ha de dar el visto bueno al traslado. Mientras que la primera ya ha contestado de forma afirmativa, la segunda aún no ha ofrecido respuesta alguna.

El alcalde de Rossell, Evaristo Martí, confía en que la Administración valenciana dé respuesta a su petición esta semana y, de lo contrario, avisa de que los municipios tomarán medidas. Martí ha criticado la gestión de los residuos de la Generalitat valenciana y de la Diputación de Castellón, que tiene delegada la gestión de la mayoría de los municipios del interior de la provincia de Castellón.