Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una de cada 10 muertes en Europa está relacionada con el alcohol

Los efectos de la bebida en hombres triplican los de las mujeres

El alcohol es la droga legal más consumida, y la única en la que se habla -a veces- de un máximo de ingesta seguro-. Quizá por eso sus efectos sobre la salud no se han medido con tanto rigor como con el tabaco o las sustancias ilegales. Un estudio Centro de Adicción y Salud Mental Centro de Adicción y Salud Mental de Toronto (Canadá) ha medido por primera vez el efecto letal de la bebida. Según este trabajo -que ha publicado The Lancet- una de cada 25 muertes en el mundo están relacionadas con la bebida. De ellas, el 6,3% se produjeron en hombres y el 1,8% en mujeres. En Europa la tasa es muy superior, y llega al 10%.

La media de consumo en Europa está en 11,9 litros de etanol (el alcohol puro) por persona y año, casi el doble que la media mundial (6,2 litros). Como las bebidas tienen distinta graduaciones, no se puede establecer un único sistema de medida. Por eso cuando se habla de alcohol los expertos se refieren a unidades (10 mililitros de alcohol puro). Con este baremo, 11,9 litros supondrían 1.190 unidades. Por ejemplo, un tercio de cerveza con un 5% de alcohol tiene 16,5 mililitros de etanol, o, lo que es lo mismo, 1,65 unidades. Así que un europeo adulto toma de media el equivalente al alcohol de 721 tercios de cerveza al año, o dos al día. Esta media se refiere sólo a la población bebedora, ya que los autores del estudio, que ha dirigido Jürgen Rehm, hantenido en cuenta que un 45% de los hombres y un 66% de las mujeres del mundo no toman alcohol.

Lógicamente, cuanto más se bebe mayor es el daño en la salud. La mayoría de las muertes causadas por el alcohol se debían a heridas, cáncer, enfermedad cardiovascular y cirrosis hepática. Esto tiene otro reflejo: un 5% de los años de vida perdidos (una medida internacional que mide lo que se adelanta la muerte en función de factores externos) se debe al alcohol.