Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El peor enemigo de la Amazonia: el Gobierno brasileño

El Ministerio de Medio Ambiente de Brasil denunciará a un órgano del de Economía por ser el mayor talador en el pulmón del planeta

El Ministerio de Medio Ambiente brasileño presentó ayer un listado de los 100 peores madereros que operan en la selva amazónica y responsables de que la deforestación en uno de los principales pulmones del planeta haya crecido en un 338% desde el año pasado. Sólo el pasado mes de agosto, fueron talados 735 kilómetros cuadrados de selva, según muestran las imágenes de satélite empleadas para la realización del informe.

Paradójicamente, encabeza la lista el Instituto Nacional de Colonización Agraria (INCRA), dependiente del Ministerio de Economía del país. El titular de Medio Ambiente, Carlos Minc, explicó que su ministerio tenía intención de llevarlos a todos ante los tribunales, incluidos, naturalmente, sus colegas de Economía, responsables directos e indirectos de la tala de 220.150 hectáreas. El centro ha aclarado que la destrucción podría ser mayor, ya que las nubes han impedido analizar un cuarto de la superficie amazónica.

Minc anunció también la creación de una fuerza policial fuertemente armada de 3.000 hombres para perseguir la tala ilegal. También acusó a los alcaldes locales de tolerancia con las madereras con la esperanza de ganar votos de cara a las ya cercanas elecciones municipales.

La asociación ecologista Greenpeace, ha acusado al Incra de otorgar zonas de bosque tropical a compañías madereras y de crear asentamientos ficticios para sortear la legislación. Atribuyen el aumento de la deforestación a la subida mundial del precio de los alimentos, que lleva a ganaderos y granjeros a allanar más zonas de selva para obtener más superficie para pastos y cultivos, mayoritariamente de soja.

El hecho de que el Incra encabece la lista de peores enemigos de la selva amazónica amenaza con reforzar las acusaciones de los terratenientes a los campesinos pobres de que son ellos los responsables de la tala ilegal, según informaba el diario británico The Guardian. El Incra tiene entre sus funciones la distribución de la tierra entre los más pobres.