La justicia brasileña obliga al Ejército a reincorporar a un transexual

La sargento Portela podrá gozar de asistencia médica y salario tras el fallo judicial

La sargento Fabiane Portela, de 26 años, podrá volver al Ejército brasileño después de su cambio de sexo. La Justicia federal ordenó ayer la readmisión del militar a las Fuerzas Armadas, después de que la institución le apartara temporalmente después de someterse a un cambio de sexo, según informa el diario Folha de Sao Paulo. Hasta el momento, se desconoce la reacción del Ejército al fallo judicial.

La decisión de la juez Renata Cid en Juiz de Fora, al sureste de Brasil, también obliga a restituir los beneficios que Portela tenía en el cuerpo castrense como sargento en el estado brasileño de Minas Gerais, como el salario militar, la pensión y asistencia médica. El Ejército, según el diario brasileño Extra decidió separarle de las filas fundándose en el Código Internacional de Enfermedades, que considera el transexualismo como un trastorno mental. El fallo también exige que un especialista determine si la nueva identidad del sargento tiene alguna incompatibilidad psicológica con el servicio militar.

Portela fue separado contra su voluntad en marzo pasado, un mes después de que apareciera en el cuartel con el cambio de sexo. La sargento decidió recurrir a la Justicia para que se le readmitiera o por lo menos se le reconocieran sus derechos laborales. La jueza Cid Volotao aceptó sus argumentos y ordenó la suspensión del acto administrativo por el que había sido suspendido.

La sargento Portela, que antes de la operación se llamaba Fabian Barros Portela, comenzó los estudios de teología, que interrumpió para entrar en las Fuerzas Armadas. Estuvo casado durante ocho años sin tener hijos. Se divorció semanas antes de someterse a cirugía.

Otros casos

El caso de la sargento Portela ha destapado situaciones similares. Hace dos semanas, un capitán de corbeta de la Armada de 36 años y 21 de carrera, que se encuentra de baja médica indefinida desde que asumió su transexualidad, anunció públicamente su deseo de operarse para convertirse en mujer. El capitán informó en marzo a sus superiores de que estaba a tratamiento, tomando hormonas femeninas, y que pretendía someterse a una cirugía de cambio de sexo.

Aunque inicialmente pretendía permanecer en la institución con un nombre femenino, actualmente negocia con sus superiores alguna forma de abandonar las filas sin perder derecho a la jubilación y otros beneficios.

La sargento Fabiane Portela
La sargento Fabiane PortelaEXTRA

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50