Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las disputas en la Mesa del Congreso también son por los despachos

Javier Sánchez Serna, secretario tercero y de Podemos, rechazó intercambiar ubicación con Adolfo Suárez Illana, secretario cuarto y del PP, para evitar esfuerzos y gastos inútiles

congreso
El secretario tercero de la Mesa, Javier Sánchez Serna, en el centro, el martes en la jura de su cargo.

Las disputas entre los miembros de la Mesa del Congreso no son solo políticas, también por los despachos. Este miércoles, antes de la primera reunión del órgano de dirección de la Cámara baja, Adolfo Suárez Illana, ahora secretario cuarto y del PP, se dirigió al nuevo secretario tercero que ostenta ahora el cargo que él tuvo en la anterior legislatura, Javier Sánchez Serna, de Podemos, para negociar si se podía quedar con su anterior despacho (en la misma zona noble de las Cortes y con la misma superficie) para no tener que mover sus utensilios ni gastar dinero ni esfuerzos de los servicios técnicos y cambiar solo los letreros con sus nombres. Sánchez Serna lo rechazó. Desde Podemos explicaron que cada cargo deberá ocupar el espacio que tiene reservado.

La guerra de los despachos, e incluso de la ubicación de los distintos grupos políticos, no es una novedad de esta compleja XIV legislatura en el Congreso. Ahora hay más partidos que nunca, 19 acudirán a la ronda de audiencias con el Rey para desatascar la investidura, también hay más formaciones que nunca en el heterogéneo Grupo Mixto (21 diputados de 10 partidos distintos), y encontrar la manera de que todos encajen a gusto en los edificios del Congreso no es una tarea fácil, y menos aún para los estresados servicios técnicos en estos días de máxima actividad.

En la anterior XIII legislatura, la que nació brevemente tras las elecciones del pasado 28 de abril, ya hubo alguna tensión sobre ese mismo despacho del secretario tercero del Congreso, que hasta entonces había ocupado el diputado de Podemos, Alberto Rodríguez, y al que entonces accedió precisamente Adolfo Suárez. En aquellos días Suárez Illana negoció con los servicios técnicos del Congreso una completa remodelación de ese espacio, que se vació totalmente, se pintó y se amuebló por entero con equipamiento de otras zonas, y en el que colgó en una pared la famosa e histórica fotografía del paseo de espaldas de su padre, Adolfo Suárez, con el rey Juan Carlos I cuando éste le fue a visitar a su residencia poco antes de su fallecimiento.

En estos días la actividad está siendo intensa en el Congreso, precisamente para ubicar a los nuevos miembros de la Mesa y a los distintos grupos políticos, de acuerdo a sus necesidades y nueva representación. Suárez Illana consultó con la dirección técnica del Congreso si sería posible quedarse en el despacho que ostentaba hasta ahora de secretario tercero, teniendo en cuenta que estaba junto al de secretario cuarto, el cargo que ahora tendrá, y ya que dispone de la misma superficie y son prácticamente iguales. A los servicios técnicos del Congreso, estos días muy ocupados tras montar y desmontar en apenas 48 horas todo el dispositivo para el desarrollo de las jornadas de puertas abiertas y luego para el aniversario de la Constitución, con carpas y accesos diferentes a los habituales, les pareció una buena idea. Solo había que cambiar los letreros con los nombres.

La propuesta encalló cuando Suárez Illana se la planteó en la mañana de este miércoles directamente, justo antes de comenzar la primera reunión oficial de la nueva Mesa del Congreso, al diputado de Podemos, Javier Sánchez Serna, que ahora será el secretario tercero. Le contestó que no le parecía bien la idea. Y no le ofreció más argumentos. Sánchez Serna no pudo dar su versión a EL PAÍS. Fuentes oficiales de Podemos consultadas al efecto respondieron: "Habrá mudanza de todos los despachos. Suarez Illana se tendrá que cambiar a su nuevo despacho tal y como harán por ejemplo también Ana Pastor (vicepresidenta del PP) y Gloria Elizo (vicepresidenta de Podemos), ya que así corresponden a sus nuevos puestos en la Mesa. Javier Sánchez tendrá el despacho que siempre ha correspondido al puesto de secretario tercero".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >