Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La actual coalición PNV-PSE saldría reforzada en las elecciones vascas, según el Euskobarómetro

El 'CIS vasco' otorga una holgada mayoría absoluta en el Parlamento a la alianza entre nacionalistas y socialistas

El lehendakari Urkullu e Idoia Mendia (PSE), en los pasillos del Parlamento vasco esta legislatura.
El lehendakari Urkullu e Idoia Mendia (PSE), en los pasillos del Parlamento vasco esta legislatura.

A un año de celebrarse las elecciones autonómicas vascas si el lehendakari Iñigo Urkullu decide agotar la legislatura, el actual Gobierno de coalición formado por el PNV y el PSE-PSOE saldría reforzado y obtendría una holgada mayoría absoluta en el Parlamento vasco al aumentar su representación estas dos formaciones. El PNV pasaría de los 28 escaños actuales a 30 y los socialistas serían el grupo político con el mayor crecimiento, con un significativo salto de 9 a 14 parlamentarios. El partido que preside Andoni Ortuzar podría formar un gobierno mayoritario de corte nacionalista con una alianza con EH Bildu, que también mejoraría su respaldo electoral (19 asientos, uno más). La peor parte se la llevan el PP y Podemos, que sufrirían un desgaste y se quedarían ambos con seis escaños cada uno.

La última oleada del Euskobarómetro de la Universidad del País Vasco (UPV), dada a conocer este viernes, revela la supremacía electoral del PNV, que obtendría el respaldo mayoritario en unas hipotéticas elecciones vascas si estas se celebrasen en la actualidad. Con un total de 400.000 apoyos y algo menos del 40% de estimación de voto, la formación nacionalista volvería a ser el partido vencedor en el País Vasco, con 30 escaños. Se quedaría a ocho de la mayoría, lo que hace improbable que se decantara por formar un gobierno monocolor en minoría. El trabajo de campo se realizó entre el 28 de mayo y el 19 de junio mediante encuestas en 1.200 domicilios.

La buena sintonía del PNV con el PSE, socios ahora en el Ejecutivo autónomo, abona la hipótesis de una repetición de la coalición. Con los datos que arroja el sondeo, el PNV y el PSE, que en la actualidad están a un escaño de la mayoría absoluta (tienen 28 y 9 parlamentarios, respectivamente), pasarían a superar esa barrera con mucho margen. Los socialistas, con unos 200.000 votos (el 18,1%), serían la tercera fuerza política, superando a Podemos.

La legislatura en curso concluye tras el verano de 2020 si Urkullu no decide convocar antes las elecciones, una posibilidad que no está descartada si el Gobierno vasco no consigue, por segundo año consecutivo, aprobar las cuentas públicas del año que viene. PNV y PSE no cuentan en estos momentos con el apoyo de ninguno de los partidos de la oposición para sacar adelante los presupuestos.

El PNV, indiscutible primera fuerza, también podría elegir como socio a EH Bildu y establecer un gobierno de corte nacionalista, aunque es una opción "bastante improbable", según interpretan los autores del Euskobarómetro. La coalición abertzale se consolida como la segunda fuerza, con algo más de 250.000 sufragios y alrededor del 23% de representación. Pasaría de los 18 escaños actuales a 19.

Elkarrekin Podemos, ligeramente por encima de los 100.000 votos (el 18%), retrocedería a la cuarta posición como consecuencia de una clara pérdida de apoyos en los últimos meses. Como le ha sucedido en las elecciones generales (cayó de seis a cuatro diputados), sufriría un retroceso y la pérdida de cinco de sus 11 parlamentarios.

El PP también perdería apoyos electorales. Con 80.000 votos (el 7%), pasaría de tener nueve a seis representantes. Ciudadanos, con menos de 15.000 votos, y Vox, con unos 10.000, no tendrían ninguna posibilidad de estrenarse en el Parlamento vasco.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >