Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EP Local BLOGS CRÓNICAS
DEL PAÍS

El misterioso caso del hombre que apareció sin memoria y con el pene casi amputado

El joven, de nacionalidad española y de 32 años, fue hallado desorientado en Benalmádena y está ingresado a la espera de nuevas pruebas hospitalarias

Cirugía en un hospital.
Cirugía en un hospital.

Ingresó con sangre en las manos y en la cabeza, un traumatismo craneoencefálico y el pene prácticamente amputado. Poco se sabe de las circunstancias en las que se produjo esas heridas un hombre que fue encontrado el sábado pasado desorientado paseando por una urbanización de Benalmádena (Málaga). La Policía Nacional ha tardado tres días en identificarlo y todo apunta a que las heridas se las hizo él mismo. Sin embargo, aún hay muchas incógnitas en el caso porque su protagonista ha llegado a decir que era un extraterrestre y que el pene no era suyo.

Una llamada vecinal había alertado a la Policía Local de Benalmádena. Una patrulla lo llevó entonces al Hospital de Alta Resolución de la localidad, donde el equipo de sanitarios que lo atendió descubrió que tenía una amputación parcial del pene. Y que la parte que aún conservaba la tenía desgarrada y anudada con gomillas del pelo, según apunta SUR. De ahí que fuese trasladado al Hospital Clínico de Málaga, donde le han practicado dos cirugías. Otras de las pruebas realizadas detectaron un fuerte golpe en la cabeza y lesiones en el cuello similares a las de un intento de asfixia.

Todo era una incógnita desde entonces. No llevaba la documentación consigo y el paciente dijo llamarse de diferentes maneras. Ante dicha situación, efectivos de la Policía Nacional le tomaron sus huellas, pero no hallaron nada que coincidiera en su base de datos. El paciente llegó entonces a decir que era un extraterrestre y el pene no era suyo.

Tras tres días de investigación, este martes los agentes han podido por fin conocer su identidad: un hombre de nacionalidad española, de 32 años y sin antecedentes delictivos. Aunque se habían barajado otras opciones —como algún juego sexual extremo o una tortura— las pesquisas policiales apuntan a que los graves daños que presenta en su cuerpo han sido causados por una autolesión.

Es la única información que se maneja hasta el momento, porque el hombre “sigue diciendo cosas inconexas e incongruentes”, explican fuentes policiales, que detallan que el paciente está recibiendo tratamiento psiquiátrico. De hecho, no recuerda qué hacía en Benalmádena, cómo ha sufrido la lesión ni cuándo fue ingresado en el hospital. Según la información que maneja el centro sanitario, se encuentra estable, fuera de peligro y ya ha sido ingresado en hospitalización para completar diferentes pruebas diagnósticas.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información