Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El 80% de los españoles se inquieta por las noticias falsas

Los ciudadanos las consideran un problema para la democracia, según el Eurobarómetro

El 80% de los españoles se inquieta por las noticias falsas

La desinformación preocupa a los españoles incluso por encima de la media europea. Ocho de cada 10 ciudadanos consideran que se trata de un problema general para la democracia y particular de España, según datos del último Eurobarómetro relativo a España. Aunque la inquietud europea es similar (un 76% la manifiesta), la mayor proximidad de las elecciones generales acentúa la sensación de urgencia. Los ministros del Interior de la UE debaten este jueves en Bruselas cómo blindar los comicios al Parlamento Europeo de los intentos de manipulación.

La contienda electoral es terreno fértil para la propagación de las llamadas fake news. “Estos datos indican la importancia del asunto, especialmente ahora que llegan las elecciones. Y apuntan a que hay que profundizar en una acción europea en este terreno”, defendió este miércoles el director de la oficina de la Comisión Europea en Madrid, Francisco Fonseca, durante la presentación del Eurobarómetro de otoño.

OPINIÓN SOBRE LAS NOTICIAS FALSAS

Para cada una de estas frases, ¿podría decirme si está de acuerdo o en desacuerdo? (en %)

Fuente

El nivel de detección de esa amenaza —o al menos la constatación del problema— es también superior en España respecto a la media europea. Casi ocho de cada 10 encuestados dicen encontrar a menudo “noticias que distorsionan la realidad o incluso que son falsas”, según la pregunta directa realizada el pasado otoño a 32.600 personas en toda la UE (de ellas, 1.011 en España). En este epígrafe, la media europea fue del 68%.

Cuando se trata de corroborar que en efecto se trata de mensajes manipulados, los porcentajes bajan. El 52% de los encuestados aseguran ser capaces de identificar esa información distorsionada, un porcentaje algo inferior al 58% de la media europea. Esas cifras revelan que muchos ciudadanos son vulnerables a la intoxicación informativa.

La demoscopia indaga cada vez más en este terreno. La Asociación para la Investigación de Medios de Comunicación divulgó también ayer una encuesta según la cual el 69,4% de los internautas considera que hay que prohibir las fake news y castigar a sus creadores. El estudio contó con una muestra de 19.633 usuarios entrevistados entre octubre y diciembre de 2018.

Para coordinar la respuesta europea a este fenómeno, los ministros del Interior discutirán este jueves en Bruselas sobre cómo proteger las elecciones —tanto en el ámbito de los ciberataques como en el de la manipulación— de injerencias externas. La comisaria europea de Justicia, Vera Jourová, se citó el pasado lunes con los representantes de las plataformas de Internet para fomentar la transparencia en el ámbito publicitario, también fuente de distorsiones. El tercer foco de atención se da en el servicio diplomático europeo, que promueve un sistema de alerta rápida para difundir avisos en la UE.

Con información de Nicolás Pan-Montojo, Ana Marcos, Elsa García de Blas y Alejandro Fernández.

Las plataformas dan formación a los partidos

Las plataformas digitales tratan de combatir las acusaciones de cierta tolerancia con la desinformación dando herramientas a los partidos políticos y a los periodistas para mitigarla. El gigante Facebook se ha reunido con los partidos españoles para prevenir los bulos en el contexto de las elecciones, según publicó este miércoles El Confidencial. Preguntado por esas prácticas, un portavoz de la red social asegura que esta mantiene relaciones con funcionarios, con responsables políticos, con partidos y con ONG en los países donde operan, aunque no confirma si esas reuniones se han intensificado por las cercanías de las elecciones. Los responsables de la empresa fundada por Mark Zuckerberg aseguran no querer que se utilicen sus servicios “para manipular a las personas”.

Una respuesta similar ofrece Google. Sus expertos se reúnen periódicamente con los equipos que llevan las campañas electorales —en el nivel técnico, no político— para inculcarles conceptos básicos como técnicas para proteger las páginas webs de ataques o la verificación de la identidad en dos pasos para acceder al correo electrónico. Esa formación se ofrece también a periodistas y ONG.

Algunos partidos reconocen haber participado en esos contactos. Los equipos de redes de Podemos han mantenido varias reuniones con Facebook, explican fuentes del partido. “Es habitual, aunque en esta ocasión vinieron interlocutores que no son los habituales”, aseguran y confirman que el último encuentro con la empresa se basó, esencialmente, en conocer las dudas y preocupaciones de la formación sobre fake news. También Ciudadanos admite esos contactos, aunque el partido subraya que se trata de reuniones técnicas, no políticas.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >