Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

España apoya de forma rotunda la política migratoria de Marruecos

La secretaria de Estado de Migraciones asegura que Madrid ha recibido en las últimas semanas peticiones de asilo de marroquíes

La Secretaria de Estado de Migración, Consuelo Rumí, durante su reunión con el ministro marroquí de Empleo, Mohamed Yatim, este martes en Rabat.
La Secretaria de Estado de Migración, Consuelo Rumí, durante su reunión con el ministro marroquí de Empleo, Mohamed Yatim, este martes en Rabat. EFE

La secretaria de Estado de Migraciones, Consuelo Rumí, ha expresado este martes en Rabat la intención del Gobierno español de convertirse en “la voz” de Marruecos ante la Unión Europea. Rumí no ha expresado ni una sola crítica, ni un solo reproche, ni el menor asomo de duda respecto a la política migratoria de Marruecos. Esa buena sintonía no se ha resentido por el hecho de que España haya asumido este año la mayor llegada de migrantes irregulares (41.594 hasta el 30 de septiembre), superior incluso a la registrada en todo 2006 con la crisis de los cayucos (41.180).

Por el contrario, la secretaria de Estado ha dejado claro que Madrid hará todo lo posible para que España apoye económicamente a los países que reciben la mayor presión migratoria, como Marruecos. Rumí se reunió en apenas 48 horas con tres ministros: el de Empleo, Mohamed Yatim; el ministro delegado de Emigración, Abdelkrim Benatiq, y la ministra de Asuntos Sociales, Basima Hakaui.

De los más de 33.000 inmigrantes irregulares que han llegado a las costas españolas este año, 6.400 son marroquíes, según cifras del Ministerio del Interior. Cuando se le preguntó a Consuelo Rumí a qué cree que se debe ese aumento de llegadas, Rumí indicó que tiene que ver con el hecho de que se han cerrado otras vías de afluencia a Europa. ¿Y qué explicación aporta Marruecos sobre la llegada de tantas pateras a España?, le preguntaron a Rumí. “Las mismas que podríamos dar nosotros, los españoles, a la Unión Europea”, señaló. “Marruecos se ha encontrado con un flujo de migrantes que viene del Sahel y necesita colaboración, medios. No me voy a cansar de decirlo”.

En cuanto a la afluencia de marroquíes sin documentación a las costas españolas, la secretaria de Estado indicó: “En las últimas semanas hemos recibido solicitudes de asilo político por parte de marroquíes. Eso nos preocupa mucho porque Marruecos no es un país a cuyos habitantes se concede asilo o refugio. Sabemos que la mayoría hacen esas solicitudes para demorar sus expulsiones. Pero las vamos a resolver de forma exprés, con todas las garantías, pero de forma exprés”.

Aunque Rumí no mencionó en ningún momento la palabra Rif ni Alhucemas, la mayoría de los marroquíes que emigran hacia España son rifeños, según diversas ONG. Las protestas de 2016 y su posterior represión, en 2017, impulsaron la emigración irregular hacia Europa, según la agencia europea de fronteras Frontex.

Respecto a posibles rumores, existentes en Marruecos, sobre una posible oleada de regularización, Rumí se mostró tajante: “Los migrantes que lleguen sin documentación serán devueltos a Marruecos en función de los convenios existentes entre los dos países. No habrá ningún proceso nuevo de regularización”.