Puigdemont: “No voy a tardar 20 años en pisar suelo catalán”

El expresidente de la Generalitat, que vuelve a Bélgica el sábado, reconoce en el Gobierno de Sánchez “un cambio de estilo, de clima y de lenguaje”

En vídeo, Puigdemont anuncia que volverá a Bélgica desde Alemania este fin de semana. VÍDEO: REUTERS-QUALITYVídeo: EUROPA PRESS

“El cambio de gobierno español es un cambio de estilo, de clima y de lenguaje. La entrevista entre el presidente Pedro Sánchez y el presidente Quim Torra sirvió para dar los puntos de vista de los dos gobiernos. Pero ahora tiene que venir el tiempo no de los gestos, sino de los hechos”. Carles Puigdemont ha comparecido este miércoles en Berlín ante la prensa, una semana después de que el Tribunal Supremo retirara la euroorden y justo cuatro meses desde que fuera detenido en Alemania. El líder independentista, con un aspecto más distendido que en anteriores comparecencias, ha insistido en que el diálogo sigue sobre la mesa, “pero hay que abordar lo esencial, las relaciones entre Cataluña y España”. Y ha añadido:  "Es extraño que el Estado español se haya reunido en el pasado con la banda terrorista ETA y, sin embargo, no quiera reunirse con nosotros, cuando nunca hemos aplicado la violencia".

Horas después, la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, ha señalado en Madrid que el Ejecutivo ya tiene un diálogo abierto con la Generalitat y ha rechazado un trato preferencial para Cataluña, informa Miquel Alberola. “Para nosotros todos los territorios con sus correspondientes Gobiernos son iguales en sus aspiraciones”, ha defendido. No obstante, Calvo ha asegurado en el Congreso de los Diputados que, en sus declaraciones, "Puigdemont está reconociendo que hay una situación de diálogo que hay que explorar y trabajar para el beneficio de España y de Cataluña con el cambio de Gobierno". Una situación, ha puntualizado, "que es trabajar con parámetros democráticos, que nos obligan a trabajar por el bien de los intereses generales colocar los problemas por delante de otras circunstancias". Según Calvo, "el propio Puigdemont reconoce que hay que trabajar en ese espacio en el que trabaja el Gobierno de España, que es el marco constitucional y la obligación de encontrar siempre soluciones".

Selfies con Puigdemont

Si uno de los miles de turistas que peregrinan por el centro de Berlín hubiera pasado desprevenidamente por la “Bundepressekonferenz” (la casa de la prensa alemana), se habría sorprendido de la convocatoria que despertó Puigdemont, celebrado por sus “fans” cual estrella de rock. Al grito de “president, president”, la “peña” catalana lo esperó como siempre desde temprano para ser recompensada luego con una larga sesión de selfies, autógrafos y fotos grupales. Pero también periodistas y curiosos alemanes y extranjeros le pidieron fotos de recuerdo “por admiración política”.

Puertas adentro, hubo una numerosa asistencia de cámaras, periodistas alemanes y reporteros de agencias internacionales, al punto que las preguntas tuvieron que ser suspendidas cuando llegaban los portavoces de la cancillería y de los ministerios a dar sus partes de rutina a la prensa acreditada. Fue una hora y cuarto en la que casi solo habló Puigdemont, aunque lo acompañaban cuatro de sus abogados, y en la que debió admitir entre otras cosas que no tuvo contacto con ningún funcionario de la Unión Europea y que la causa catalana no tiene apoyo de ningún estado europeo, pero “sí de muchos ciudadanos que se molestaron por la violación de derechos”. Una y otra vez, defendió que las soluciones que proponen los independentistas son todas _a su entender_ constitucionales y legales y destacó el (supuesto) apoyo mayoritario a la causa independentista en Cataluña.

Puigdemont ha anunciado que el sábado regresará a Bélgica junto a su familia. Allí está previsto un acto de Junts per Catalunya en la llamada casa de la república en Waterloo, donde el expresidente ya ha avanzado que empezará a trabajar en el consejo de la república. “Mi voluntad es continuar con el mandato de la gente", ha subrayado. “No sé si voy a tardar 20 años en pisar suelo español o no; lo que sí sé es que no voy a tardar 20 años en pisar suelo catalán", destacando que "hoy mismo podría pisar suelo catalán" yendo a la zona del sur de Francia, también denominada Catalunya Nord. Puigdemont ha quedado en libertad sin cargos en Alemania después de que la Audiencia Territorial de Schleswig Holstein rechazara entregarlo a España por rebelión.

El expresidente ha aprovechado esta comparecencia ante medios internacionales para insistir en la buena marcha de la economía catalana. "Hoy tenemos cifras oficiales sobre la economía catalana de 2017. Ha crecido por encima de la española y la zona euro, las exportaciones vuelven a batir récords y las inversiones extranjeras continúan", ha dicho. Sin embargo, 4.500 sedes sociales y fiscales abandonaron Cataluña durante la crisis política. “Tengo la ayuda de mucha gente. Si hemos llegado hasta aquí no ha sido por nuestros salarios, sino por una solidaridad espectacular”, ha dicho Puigdemont, después de que ayer el Parlament informara de la retirada del sueldo a los parlamentarios encausados por rebelión.

Aunque en Berlín y luego Hamburgo estuvo políticamente aislado (“hubo contactos con representantes de cuatro partidos alemanes”, dijo) y mantuvo un perfil bajo, Puigdemont agradeció el “profesionalismo y la independencia” de la justicia alemana y, sobre todo, el trato recibido en el país. El dirigente independentista también se ha pronunciado sobre la retirada de la euroorden: "Es paradójico y contradictorio que por un lado un juez decida que yo tengo que ser suspendido como diputado, el mismo juez que no quiere perseguirme con una euroorden porque la ha retirado. Y que dice sin embargo que puedo participar a través de un diputado sustituto que me represente a mí. Y que luego decide que los que están en la cárcel y el exilio no debemos cobrar para hacer de diputados".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

El expresidente ha considerado también que el PDeCAT puede mantener su apoyo al Gobierno español en ciertas votaciones en el Congreso siempre que el Ejecutivo "corresponda". "Lo normal es que quien recibe votos de alguien, corresponda. Mientras eso sea así, no veo ningún problema para cambiar sentido de voto", ha afirmado.

Así te hemos contado la intervención de Carles Puigdemont, en orden cronológico inverso.

Los mensajes de este tema están ordenados a la inversa, del más antiguo al más reciente.
EL PAÍS

Buenos días, en breves minutos, el expresident catalán Carles Puigdemont dará su primera rueda de prensa en Berlín tras la retirada de la euroorden.

EL PAÍS

El juez Llarena rechazó hace cinco días la entrega de Puigdemont por malversación y retiró la euroorden contra todos los huidos. La Justicia alemana decidió el pasado 12 de julio extraditar a Puigdemont solo por malversación. La Audiencia territorial de Schleswig-Holstein ha descartado la rebelión porque las actuaciones de los independentistas catalanes "no alcanzaron la magnitud de la violencia necesaria"

EL PAÍS

Comienza la rueda de prensa de Puidemont desde Berlín. La lengua oficial de la rueda de prensa será en alemán. El expresidente catalán ha comenzado su comparecencia dando las gracias a todos quienes han creído en este proceso. 

EL PAÍS
EL PAÍS

Carles Puigdemont, expresidente de la Generalitat, agradece a la sociedad alemana "por su respeto y amabilidad excepcional". Puigdemont comparece cinco días después de que el Tribunal Supremo renunciara a juzgar a  Puigdemont y al resto de líderes independentistas fugados de la justicia española. Hoy hace exactamente cuatro meses de su detención en Alemania, cuando viajaba en coche desde Finlandia para llegar a Bélgica.

EL PAÍS

Puigdemont: "Este fin de semana volveré a Bélgica, que era el lugar donde iba hace cuatro meses, allá es donde tenemos la casa de la república y donde tenemos que empezar a trabajar en el consejo de la república. Mi voluntad es continuar con el mandato de la gente".

EL PAÍS

Carles Puigdemont, sobre la economía catalana: "Hoy ya tenemos cifras oficiales sobre la economía catalana en 2017 y la economía española. La catalana ha crecido por encima de la española y la zona euro, las exportaciones han vuelto a batir records. Las inversiones extranjeras han continuado: estas semanas hemos tenido noticas de grandes multinacionales que han continuado confiando en Cataluña. Es decir, la economía catalana es sólida, robusta y atractiva. Y todos tienen claro, compartan o no la idea de la independencia, de que una Cataluña independiente es muy viable"

EL PAÍS

Carles Puigdemont: "No sé si voy a tardar 20 años en pisar suelo español o no; lo que sí sé es que no voy a tardar 20 años en pisar suelo catalán. Evidentemente el cambio de gobierno español es un cambio de estilo, de clima y de lenguaje. La entrevista entre el presidente Pedro Sánchez y el presidente Quim Torra sirvió para dar los puntos de vista de los dos gobiernos. Pero ahora tiene que venir el tiempo no de los gestos, sino de los hechos. Hemos demostrado tener siempre disposición al diálogo y lo tendremos, pero hay que abordar lo esencial, las relaciones entre Cataluña y España. No se entendería que después de todo, las conversaciones políticas no hablaran de ello. Y básicamente es un principio que para nosotros forma parte de la esencia de la democracia: respetar la libertad de un pueblo sobre su futuro y destino"

EL PAÍS

Carles Puigdemont: "Si no se restablece la normalidad, la decisión del pueblo catalán de constituirse como república independiente es un hecho. E incluso podría añadir que mañana mismo, hoy mismo, podría pisar suelo catalán. Lo que pasa es que sería parte de lo que hoy es territorio francés, pero no deja de ser Cataluña" 

EL PAÍS

Carles Puigdemont: "En el pasado, Cataluña propuso unas medidas económicas que no fueron atendidas. A día de hoy no ha habido ninguna propuesta en este sentido. Y no me da la impresión de que pase. Por tanto, es una especulación pensar qué pasaría. Solo sabemos que Cataluña ha hecho propuestas de pacto fiscal con España, y que todas ellas han sido rechazadas. Eso son los hechos. ¿Hay algún proyecto de España para Cataluña? No lo conozco"

EL PAÍS

Carles Puigdemont: "Se han publicado muchas 'fake news' sobre la relación de Cataluña y Rusia. Solo hay que ver los resultados y los hechos: no hay ninguna evidencia de que eso sea así, y exactamente lo contrario, porque todos los 'bots' rusos están a favor de las tesis unionistas. Es como la huida de empresas: hay un montón de noticias falsas que al final hay quien se las cree, pero que no resisten ni una sola prueba de los hechos"

EL PAÍS

Puigdemont: "Evidentemente el cambio en el gobierno español ha supuesto un cambio de clima y lenguaje. La entrevista entre el presidente Torra y Sánchez sirvió para exponer los puntos de vista de ambos gobiernos, pero ahora tiene que venir el tiempo no de los gestos sino de los hechos. Hay que abordar lo esencial de ese diálogo: las relaciones entre Cataluña y España", afirma Puigdemont, quien defiende de nuevo la importancia de respetar la voluntad del pueblo.

EL PAÍS

Carles Puigdemont: "En primer lugar, el movimiento catalanista en su espectro más amplio, desde el autonomista hasta el independentista es profundamente europeísta. Nosotros, el proyecto de un estado catalán lo hemos vinculado siempre a la pertenencia y vinculación a la Unión Europea. Y no debe ser tan malo que haya estados pequeños, cuando la UE se esfuerza por incorporar a estados con menos población que Cataluña. Por tanto, no es coherente ni congruente que por un lado los estados medianos y pequeños como es Cataluña, de un tamaño como Dinamarca, no tiene sentido decir que no tienen futuro estos estados... al tiempo que se intenta que otros países de semejante tamaño se incorporen a la UE. Es decir, ¿una Europa de 30 naciones (con la nueva población) es buena cuando se incorpora a nuevos estados y mala cuando hablamos de una nación que ya está en la UE (con sus habitantes)?

EL PAÍS

Carles Puigdemont: "En Bruselas vamos a continuar con el trabajo que estábamos haciendo. Con el Consell de la República estábamos haciendo actividades que habíamos aprobado tras el referéndum del 1-O. Hemos encontrado extraño que el Estado español se haya reunido en el pasado con la banda terrorista ETA y sin embargo que no quiera reunirse con nosotros, cuando nunca hemos aplicado la violencia. Por tanto, la puerta del diálogo y los encuentros siempre estará abierta. Pero todos tienen claro en estos momentos que ya no es un asunto interno español que se pueda resolver internamente, sino que hay una mirada europea sobre la crisis catalana. Y por tanto la resolución debe tener en cuenta esa mirada europea. Y si hablamos de Europa, lo más conveniente es Bruselas"

EL PAÍS

Carles Puigdemont: "Las soluciones que hemos propuesto siempre hemos defendido que están conformes a la Constitución española. No hay ni un solo precepto en la Constitución española que prohiba hacer referéndums. La Constitución española como ordenamiento interno reconoce los tratados internacionales. En 1976 España firmó el Pacto Internacional de Derechos Políticos y Sociales de Naciones Unidas. Y aquel pacto, en su artículo 1, dice que todos los pueblos tienen derecho a la autodeterminación. Se trata de voluntad política. Y en una mirada abierta de la Constitución española cabe una consulta en Cataluña. La cuestión que nos hemos de preguntar es: ¿el gobierno español hasta dónde está dispuesto a ir, en los confines de la Constitución, para resolver la crisis catalana?"

EL PAÍS

Carles Puigdemont: "Yo me iré este sábado a Bruselas. Me llevaré a mi familia, que llegó hace unos días a visitarme, también todas las cosas que he ido acumulando en Alemania, como miles de cartas que me han llegado, también de alemanes, que apoyan la causa. También el dinero que han aportado para ello. Sobre todo me llevaré cuatro meses que habrán marcado mi vida y que nos habrán hecho a todos más fuertes, resilientes y determinados"

EL PAÍS

Carles Puigdemont: "Tengo invitaciones de diversos lugares en Alemania y en otros países europeos. Mi interés e intención es atender en la medida que pueda estas invitaciones"

EL PAÍS

Carles Puigdemont: "Nosotros nos hemos puesto siempre a disposición de la justicia europea, esperando encontrar independencia judicial, y la hemos obtenido. Fuese cual fuese el resultado, sabíamos que Alemania estaba marcada por la independencia judicial y no por las decisiones políticas"

EL PAÍS

Carles Puigdemont: "A nosotros nos gustaría mucho que hubiese un referéndum tipo escocés. El resultado en el 1-O fue muy importante en términos de participación. Si se hubieran contado todos los votos que secuestró la policía, hubiéramos sobrepasado los 3 millones de voto. Para nosotros la fórmula del referéndum era muy importante, y nunca diremos no a votar. Hay un consenso muy amplio en las expresiones públicas que se han dicho en otros países, que la fórmula escocesa sería una buena solución"

EL PAÍS

Carles Puigdemont: "Los hechos de radicalidad que estamos viendo son precisamente la violencia unionista de extrema derecha. Cada día hay amenazas a la gente que lleva el lazo amarillo. Y por tanto, vamos a continuar luchando contra actitudes fascistas contra la gente que reivindica pacíficamente la independencia de Cataluña. Igual que en una Cataluña en España vive gente que quiere la independencia... en una Cataluña independiente habrá gente que no quiera serlo. Pero manda siempre la mayoría de la población. Los políticos tenemos que manejar la voluntad de la sociedad"

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS