Las inscripciones para la marcha de la Diada caen un 76% respecto a 2013

70.000 personas se apuntan, frente a las 300.000 del año pasado en igual fecha

Participantes en la cadena independentista de la Diada del año pasado.
Participantes en la cadena independentista de la Diada del año pasado.Consuelo Bautista

La Asamblea Nacional Catalana (ANC) y Òmnium Cultural, entidades organizadoras de la manifestación soberanista de la Diada del 11 de septiembre, han redoblado en los últimos días los llamamientos a inscribirse en la concentración en forma de V que ocupará la Gran Vía y la Avenida Diagonal de Barcelona. Estas llamadas llegan después de que los convocantes hayan constatado que el volumen de inscripciones es inferior al del año pasado en las mismas fechas, pese al momento político crucial que vive ahora Cataluña. El pasado viernes, había 70.000 inscritos, frente a las 300.000 personas que se habían apuntado el año pasado en la misma fecha a la cadena humana que cruzó Cataluña de norte a sur, un 76% menos.

Los organizadores niegan que ello se deba a una menor movilización ciudadana, y lo atribuyen a que este año las inscripciones se abrieron casi dos semanas más tarde. En este periodo también se ha solapado con la convocatoria el terremoto político provocado por la confesión de fraude fiscal que hizo el expresidente catalán Jordi Pujol.

La movilización pretende lanzar el mensaje de que la consulta soberanista que la Generalitat quiere convocar para el 9 de noviembre es “inevitable” e imposible de paralizar. Para ello, la ANC quiere llenar de punta a punta las dos principales calles de Barcelona, que confluyen en la plaza de Les Glòries.

La imagen prevista es la de una marea humana en forma de V, que simbolizaría la “voluntad de votar”, según los organizadores. Se estima que serán precisas más de un millón de personas para llenar ambas avenidas, una cifra muy alejada de las que se han apuntado hasta ahora. La inscripción se abrió el 17 de julio, dos semanas más tarde que el año pasado. Sin embargo, en 2013 se apuntaron más de 100.000 personas en los diez primeros días.

Más información
El PSC da libertad a la militancia para ir a la marcha independentista de la Diada
“Se equivocará quien utilice a Pujol para desvirtuar el proceso catalán”
Mas se plantea trasladar los actos institucionales de la Diada al Born

¿Por qué las inscripciones se han ralentizado si se supone que este año es el definitivo para lograr la consulta? Una portavoz de la ANC, además de atribuir el descenso al retraso en abrir el registro, también lo achacó a que muchas personas no creen que sea necesario apuntarse para una manifestación. El año pasado, la distribución de los manifestantes en 400 kilómetros de carreteras hacía más precisa la inscripción previa, agregan estas fuentes. Sin embargo, la ANC no quiere sorpresas desagradables y ha pedido a todos sus activistas que lancen en las redes sociales y en los medios afines el mensaje de que hay que inscribirse ya. Quiere evitar, dice, que se vean puntos con pocos manifestantes o que se bloquee la confluencia de las dos avenidas. Además, pretende que los manifestantes formen un mosaico con la bandera catalana con los colores de las camisetas que les serán entregadas al enrolarse.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Para facilitar las inscripciones, el próximo jueves entrará en servicio un teléfono habilitado específicamente para ello. “Algunas personas mayores no quieren o no saben apuntarse a través de la web”, reconocen fuentes de la organización. También se están fomentando las inscripciones en grupo y se buscan hasta 100.000 voluntarios para la logística.

Las dos entidades y los partidos soberanistas están convencidos de que, independientemente del actual nivel de inscripciones, la manifestación será un éxito de participación. Tanto la ANC como Òmnium han pedido pasar página del caso Jordi Pujol y separarlo del “proceso soberanista”. Con todo, la presidenta de Òmnium, Muriel Casals, ha admitido que el asunto afecta a todo el planteamiento político de la consulta. “Sería insensato pensar que esto no es así”, asumió.

La marcha supondrá la apertura del curso político catalán y se celebrará una semana antes del referéndum de independencia de Escocia, que es seguido con especial atención en Cataluña. ERC ya ha pedido a su militancia que se sume a la campaña de la ANC, al igual que Convergència Democràtica.

Varios consejeros del Gobierno catalán, como Santi Vila, han anunciado su participación en el acto. Otros, como la democristiana Joana Ortega (Gobernación), han dicho que lo seguirán desde su despacho. El presidente Artur Mas todavía no ha dicho si asistirá. El año pasado no lo hizo.

Votación cuestionada

La vicepresidenta de la Generalitat, Joana Ortega, de UDC, no avalará la convocatoria de un referéndum de autodeterminación si el Tribunal Constitucional recurre la ley de consultas que el Parlamento catalán se dispone a aprobar tras las vacaciones para dar amparo a la votación del 9 de noviembre. Ortega entiende que debe primar el principio de legalidad para evitar que se deslegitime la votación.

“Lo compro absolutamente”, dijo ayer en una entrevista en la cadena SER, al ser preguntada si comparte esta negativa, que también han expresado el consejero de Territorio, Santi Vila, de CDC, y el presidente del Pacto Nacional por el Derecho a Decidir, Joan Rigol, también de UDC.

“Lo que por encima de todo es importante es hacer las cosas bien, y el Gobierno catalán siempre ha puesto de manifiesto que la consulta debe ser legal”, sostuvo Ortega.

Sobre la firma

Miquel Noguer

Es director de la edición Cataluña de EL PAÍS, donde ha desarrollado la mayor parte de su carrera profesional. Licenciado en Periodismo por la Universidad Autónoma de Barcelona, ha trabajado en la redacción de Barcelona en Sociedad y Política, posición desde la que ha cubierto buena parte de los acontecimientos del proceso soberanista.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS