Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

PSE y PP apoyarán a Patxi López el resto de legislatura

La negociación de los Presupuestos confirmará el grado de complicidad entre los dos socios de Gobierno

Ampliar foto
Ejecutiva del PP vasco en Vitoria.

El PSE-EE y el propio Gobierno vasco coincidieron este martes en que Patxi López no aceptará ningún cargo en la futura dirección del PSOE que resulte de su congreso federal de febrero, en línea con la información que EL PAÍS adelantó. El compromiso del propio lehendakari con su actual responsabilidad de gobierno y los retos económico y de estrategia política que le aguardan son motivos suficientes para que no acepte ninguna otra responsabilidad siquiera hasta 2013.

Tanto Idoia Mendia, en su condición de portavoz del Gobierno vasco, como José Antonio Pastor, al informar sobre la reunión de la ejecutiva del PSE-EE, coincidieron en proyectar un doble mensaje, que pasa porque López rechace cualquier ofrecimiento para entrar en los órganos de alta dirección del PSOE, y, a su vez, de que no habrá elecciones anticipadas. “Sólo tiene en la cabeza Euskadi, los problemas de Euskadi y sacar a Euskadi adelante. Nada más”, subrayó la portavoz.

Estos dos futuros escenarios ya fueron descritos en la información adelantada por este diario y representan la estrategia a seguir por los socialistas vascos en un intento de acompasarlo con una progresiva recuperación de los valores que su dirección entiende que han perdido y que les ha supuesto un duro castigo en las elecciones locales de mayo y en las generales del pasado domingo.

Además, para disipar las dudas sobre la continuidad del actual Gobierno y abortar de raíz el reiterado intento de los partidos nacionalistas de urgir unas elecciones anticipadas, el PP no dudó en mostrar, por parte de su líder vasco Antonio Basagoiti, sus preferencias por agotar la actual legislatura, aportando, de entrada, su colaboración política con el lehendakari y que se pondrá de manifiesto con la aprobación de los próximos Presupuestos de 2012.

En su tono coloquial, Basagoiti aseguró, durante una entrevista en ETB-2, que su partido no va a dejar “tirado” al socialista Patxi López ya que ha mostrado la intención del PP de seguir apoyando el Gobierno vasco hasta el final de la legislatura. “Euskadi no está para inestabilidad” y a pesar, según ha puntualizado, de no compartir todo con López, como “eso que ha hecho estos últimos meses de engordar a Amaiur, legitimándolos”, apuntó de manera crítica.

Como botón de muestra de la vigencia del pacto político suscrito en 2009, la aprobación de las cuentas permitirá a los dos socios, lógicamente después de escenificar desacuerdos puntuales, rebajar la tensión a la que se van a ver sometidos desde el resto de la oposición por su idea de que el actual Parlamento vasco no representa la voluntad reflejada en las urnas en las dos últimas elecciones. El propio José Antonio Pastor volvió a ser tajante en el rechazo socialista a precipitar la legislatura. Para él, la petición de adelanto electoral de Amaiur y PNV obedece a “intereses partidistas” y que estas formaciones “no van a marcar la agenda política” con sus “urgencias”. El portavoz de los socialistas vascos recuerda de modo intencionado que en “las elecciones de 2008, el PSE-EE obtuvo una representación en Euskadi aplastante, ganando en cada uno de los tres territorios vascos y por eso no se nos ocurrió exigir al lehendakari Ibarretxe que convocara unas elecciones anticipadas”

Bien es cierto que el PP no eligió el mejor día para anunciar la vigencia de su compromiso político con el PSE-EE en el Parlamento vasco. La decisión de Mariano Rajoy de no reunirse con Amaiur hasta que condenen la violencia de ETA y que Basagoiti agravó al poner en cuestión, incluso, el envío de los soberanistas al grupo mixto del Congreso, mereció la reprobación del Gobierno vasco y abre así otra incómoda brecha entre estas dos partes después de las diferencias exhibidas con motivo de la celebración tan dividida del Día de la Memoria.

Pero los populares no van a tensar la cuerda, como se puso de manifiesto durante el encuentro que mantuvo en la tarde del martes su dirección para valorar el resultado de las elecciones del 20-N y donde esbozaron su estrategia, una vez escuchada la intervención de Antonio Basagoiti, que, además, les transmitió las líneas generales de la reunión del comité ejecutivo nacional, del pasado lunes en Madrid.

Aunque los populares saben que el PNV va a recabar su apoyo, sobre todo en la Diputación de Bizkaia, no mostrarán fisuras en prolongar el pacto con el PSE. Para el Gobierno, todo obedece a que el PNV da la impresión de estar “obsesionados” con convocar las elecciones autonómicas y que así evidencian que sólo les preocupa tener la posibilidad de recuperar el poder perdido. Para el Ejecutivo vasco la situación sigue siendo la misma porque, según Idoia Mendia, “gozamos de los mismos apoyos que teníamos al principio de la legislatura”.