Nevadas en Estados Unidos

Al menos 23 personas mueren por la ola de frío que golpea gran parte de Estados Unidos

Los fallecimientos se concentran en Texas, donde más de tres millones de hogares están sin suministro eléctrico desde el lunes

Una mujer, protegida ante el frío, camina por el centro de Dallas (Texas), este martes.
Una mujer, protegida ante el frío, camina por el centro de Dallas (Texas), este martes.LM Otero / AP

Al menos 23 personas han muerto en Estados Unidos por los efectos de una excepcional ola de frío y una serie de tormentas invernales que desde el fin de semana azotan cerca de 30 Estados, principalmente en la zona sur y centro del país. Según un recuento de The New York Times, los fallecimientos se han concentrado en Texas, mientras más de tres millones de hogares y negocios continúan sin suministro eléctrico desde el lunes. Ciudades como Dallas, Houston y Oklahoma han registrado este martes por la mañana sus temperaturas más bajas desde 1989.

Una mujer y una niña murieron intoxicadas con monóxido de carbono en Houston después de que dejaran en marcha un coche en un garaje para mantenerse calientes, según informó la policía. En la misma ciudad murió de frío una persona sin techo y una abuela y tres niños fallecieron en producto de un incendio en una casa sin electricidad. En Tennessee falleció el domingo un niño de 10 años que cayó junto a su hermana de seis en un estanque congelado. Un tornado golpeó a Carolina del Norte durante la noche del lunes dejando al menos tres muertos y una decena de heridos producto de los desprendimientos de casas y caídas de árboles.

Al mediodía de este martes, cerca de cuatro millones y medio de hogares estaban sin electricidad en Texas debido a que las bajas temperaturas han disparado la demanda del suministro a niveles récord y fallas de los generadores que la red eléctrica del Estado no ha podido abastecer ni reparar. Según poweroutage.us, las casas sin luz se han reducido entrada la noche a 3,8 millones. Algunas ciudades también se han quedado sin agua debido a los cortes energéticos. Mientras el territorio sureño intenta recuperarse de la mayor nevada registrada en su historia se pronostica más nieve y hielo a última hora de este martes y miércoles. Las temperaturas bajo cero que tienen el comercio, algunos aeropuertos y el proceso de vacunación contra el coronavirus paralizados.

Una tormenta azotó el noroeste del Pacífico el fin de semana y está previsto que el aire gélido continúe en las Grandes Llanuras y el Valle de Misisipi hasta mediados de semana, informó el Servicio Meteorológico Nacional. La tormenta ha traído nevadas y hielo desde Arkansas hasta Indiana y ha provocado bajas temperaturas récord desde Oklahoma City hasta Iron Range, en Minnesota. Se pronostica que la ola de frío provocará lluvias y tormentas eléctricas en el sur de Florida, donde existe el riesgo de inundaciones.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS América y reciba todas las claves informativas de la actualidad de la región

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50