Foro Económico Mundial

Alberto Fernández advierte en Davos que no hay lugar para más ajustes irresponsables

El presidente argentino promete que llevará el acuerdo con el FMI al Congreso

Captura de vídeo de la intervención del presidente de Argentina, Alberto Fernández, en el Foro Económico Mundial este jueves.
Captura de vídeo de la intervención del presidente de Argentina, Alberto Fernández, en el Foro Económico Mundial este jueves.HANDOUT / AFP

El presidente de Argentina, Alberto Fernández, ha lanzado un mensaje de advertencia al Fondo Monetario Internacional (FMI), con quien negocia una refinanciación de la deuda de 44.000 millones de dólares, al asegurar que “no hay más lugar para los ajustes irresponsables”. Los recortes, además de ser imposibles de cumplir, “perjudican la credibilidad tanto de quien tiene que cumplirlo como de quienes otorgan asistencias irreales”, ha dicho. Argentina cerró el año pasado una renegociación de la deuda con el 99% de los acreedores privados.

Fernández se ha estrenado con esta advertencia ante el Foro Económico Mundial (WEF, en sus siglas en inglés), que en esta edición celebra su reunión anual de forma virtual. “En plena pandemia tuvimos que lidiar con otro virus no menos destructivo, el endeudamiento tóxico e irresponsable”, ha dicho, del que responsabilizó en parte al propio FMI. El mandatario argentino ha asegurado, sin embargo, que la relación con la actual dirección del Fondo, encabezada por Kristalina Georgieva, es buena y fluida, y que el nuevo acuerdo entre ambas partes incorporará nuevas perspectivas macroeconómicas y un entendimiento común para las necesidades específicas de la economía argentina. “El diálogo con el FMI está en marcha y ha sido, hasta aquí, muy constructivo”, ha agregado. El presidente ha adelantado además que el programa que se acuerde con el Fondo “será enviado al Congreso para involucrar a toda la clase política en un camino de desarrollo que tenga la sustentabilidad de la deuda, la inclusión social y la transparencia como políticas de Estado”.

Fernández ha intentado trasladar a los inversores una imagen positiva de Argentina, pese a que esta semana el FMI recalculó a la baja el crecimiento esperado para 2021, y ha asegurado que la recuperación “está siendo más veloz” de lo que pensaba que iba a ser. Como ejemplo, el presidente ha hablado de la creación de empleo: “Ya registramos 4.500 puestos de trabajo que antes de la pandemia no existían y llevamos cinco meses seguidos de recuperación del empleo industrial”, ha detallado. Asimismo ha defendido el compromiso de su Administración con una recuperación sostenible y alineada con los Acuerdos de París. Tanto que “el desarrollo del futuro será verde o no va a ser”, ha sentenciado.

Para el líder argentino, la pandemia ha puesto a prueba todos los paradigmas y ahora no se trata de elegir entre la economía o la vida para hacer frente a la pandemia, sino “la vida con más y mejor economía”. También ha citado al papa Francisco y al economista Luigino Bruni y su libro Capitalismo infeliz para defender una economía ética. “El imperativo moral es poner la prioridad en los últimos, los descartados, en los más vulnerables. La fraternidad debe ser el nuevo nombre del desarrollo y la solidaridad de la paz social”.

Frente a las críticas sobre el calendario de vacunación y la distribución en el país de la vacuna rusa Sputnik V, Fernández ha asegurado que “la vacuna debe ser considerada un bien público global”.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50