Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La UE busca una “solución pacífica” a la crisis de Venezuela

Los Veintiocho tratarán este lunes de salvar el acuerdo nuclear con Irán

venezuela
La jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, el 7 de mayo en Costa Rica. AP

Las crisis de Venezuela e Irán volverán a copar este lunes la agenda de los ministros de Asuntos Exteriores de la UE. Los Veintiocho buscan mantener viva una solución pacífica para Venezuela que evite un derramamiento de sangre. Sin embargo, los acontecimientos de las últimas semanas han dificultado la labor del grupo de contacto, que trata de acercar posiciones entre las partes del conflicto que lleve a una convocatoria de elecciones.

El intento fallido del presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, de provocar una ruptura de los militares que hiciera caer a Nicolás Maduro tras la liberación de Leopoldo López complica los planes de la UE para hallar una solución “pacífica y democrática” para la crisis que atraviesa el país, según fuentes comunitarias. Sin embargo, los Veintiocho seguirán tratando este lunes de mantener cerrada cualquier fisura que pueda haber en la decisión de rechazar una intervención militar extranjera.

Para dar otra oportunidad a los trabajos del grupo internacional de contacto, la UE trata de aplacar las demandas para que se amplíen las sanciones que está formulando el Reino Unido que, según fuentes diplomáticas, mantiene una “aproximación más dura” al conflicto. Aunque ese castigo iría dirigido al entorno de Maduro y no a la población, la mayoría de los socios todavía no quiere usar esa bala para dar oxígeno al grupo de mediación.

La jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, informará este lunes a los Veintiocho sobre los resultados del último encuentro del grupo –integrado por varios países de la UE, entre ellos España, y de América Latina— en Costa Rica. De esa reunión ministerial salió la propuesta de mandar una misión política de alto nivel a Caracas para discutir con las dos partes enfrentadas las opciones para avanzar en la resolución de la crisis.

El objetivo inmediato de la diplomacia europea es frenar la escalada y preservar espacios para que pueda haber elecciones. Sin embargo, el enquistamiento de la Operación Libertad lanzada por Guaidó ha hecho que el régimen de Maduro desconfíe de cualquier propuesta procedente del exterior, según estas fuentes. Además, el miércoles pasado, agentes del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) detuvieron al primer vicepresidente de la Asamblea Nacional, Edgar Zambrano. La UE exige la liberación del político venezolano.

Informe de la Agencia de la Energía Atómica sobre Irán

El otro gran asunto en la agenda de la UE es el de Irán, después de que el régimen de Hasan Rohani diera un plazo de dos meses a los firmantes del acuerdo nuclear (Alemania, Francia, el Reino Unido, Estados Unidos y China) para que se desbloquearan los canales para vender petróleo y realizar transacciones financieras tras las sanciones aplicadas por la Administración de Donald Trump. Berlín, París y Londres, junto a Mogherini, rechazaron el “ultimátum” y pidieron a Teherán que siga dentro del pacto.

Rohani avisó de que, en caso de que se torpedee su posición comercial internacional, ignorará los límites impuestos a las reservas de uranio enriquecido y agua pesada. La UE buscará, de nuevo, que los Veintiocho acuerden seguir con su actual política de tratar de proteger las operaciones de empresas europeas con Irán. Sin embargo, fuentes comunitarias lamentaron que el dominio mundial del dólar hace muy complicada esa tarea. Además, Estados Unidos ha decidido intensificar sus sanciones a Irán, imponiendo el veto a las industrias del hierro, el acero, el aluminio y el cobre, que suman el 10% del valor de sus exportaciones

Los Veintiocho de momento parecen rechazar reintroducir las sanciones a pesar de que, según explicó una fuente del Elíseo a Reuters, Francia era partidaria de retomar el castigo al régimen iraní. Aun así, los Veintiocho confían en que el envite de Rohani acabe por no materializarse y Teherán siga a rajatabla, como hasta ahora, el pacto nuclear. En cualquier caso, los socios europeos podrán constatarlo cuando, a finales de este mes, la Agencia Internacional de la Energía Atómica presente un nuevo informe en que el que determine si Irán sigue cumpliendo con el acuerdo.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información