Arabia Saudí sustituye al ministro de Finanzas

El relevo se produce en medio del ambicioso plan de reformas para hacer frente a la caída del precio del petróleo

El rey Salman bin Abdulaziz, en un encuentro con una representante de la UE.
El rey Salman bin Abdulaziz, en un encuentro con una representante de la UE.AFP

El rey Salmán de Arabia Saudí ha nombrado este lunes nuevo ministro de Finanzas a Mohamed al Jadaan en sustitución del hasta ahora titular, el veterano Ibrahim al Asaf, según un real decreto del que ha informado la agencia estatal de noticias, SPA. El relevo se produce cuando el reino se encuentra embarcado en un ambicioso proceso de reformas para hacer frente a la caída de los precios del petróleo y al creciente déficit fiscal, que para el actual ejercicio se calcula en 87.000 millones de dólares.

Más información

Al Jadaan era desde enero de 2015 presidente de la Autoridad del Mercado de Valores (CMA), un cargo para el que fue designado poco después del ascenso al poder de Salmán y que también tiene rango ministerial. Con anterioridad, el nuevo responsable de Finanzas se había labrado una carrera en el mundo legal como socio de la firma de abogados Al Jaadan & Partners, en la que cesó al asumir la presidencia de la CMA.

"El Ministerio de Finanzas necesitaba un nuevo liderazgo para sacar adelante las reformas lanzadas por Mohamed Bin Salmán", interpreta Theodore Karasik, analista de la consultora Gulf State Analytics, en referencia al hijo del rey, viceheredero y alma mater del proyecto Visión Saudí 2030. "No hay duda de que Al Jadaan ha sido elegido para impulsar la capacidad regulatoria ante la próxima salida a bolsa de Aramco", añade.

La venta de un pequeño porcentaje de la empresa estatal de petróleo es uno de los puntos más llamativos del ambicioso proyecto de reformas del joven príncipe. Hace apenas cinco meses de la última remodelación del Gobierno saudí, que supuso la salida del Gabinete de Ali al Nuaimi, quien había sido ministro del Petróleo durante dos décadas.

Al Asaf, de 67 años y que permanecerá en el Gobierno como ministro de Estado, ha supervisado la primera emisión internacional de bonos de Arabia Saudí, que hace dos semanas le permitió atraer 17.500 millones de dólares, una muestra del interés global. "Hemos sido capaces de mantener una buena posición en las finanzas públicas", declaró entonces. Pero de acuerdo con las cifras oficiales las reservas de divisas del reino han descendido a 562.000 millones de dólares este verano respecto a los 732.000 millones de dos años antes.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites

Suscríbete aquí

Para frenar esa sangría, el plan propone diversificar la economía y reducir la dependencia del petróleo (cuyo precio ha caído de 115 a 50 dólares por barril en dos años), atrayendo inversiones alternativas. De momento, las medidas de racionalización han supuesto una reducción de los subsidios y el gasto público, incluidos los sueldos de los funcionarios. El Fondo Monetario Internacional alertó hace unas semanas de que el país necesita 390.000 millones de dólares para financiar el gasto y las inversiones estatales hasta 2021.

Por otra parte, y de forma independiente, anoche presentó su dimisión como secretario general de la Organización de la Cooperación Islámica (OCI), el saudí Iyad Madani, según informó la cadena de televisión Al Arabiya. Aunque el mensaje oficial cita "motivos de salud", los analistas apuntan al malestar despertado en Egipto por una broma que Madani hizo después de que el presidente de ese país, el mariscal Abdelfatah al Sisi, asegurara que durante diez años solo tuvo agua en la nevera. "Algo más guardaría", insinuó el ahora dimitido secretario general durante la inauguración de una conferencia de la OCI en Túnez. Riad ha anunciado como sustituto al exministro de Asuntos Sociales Yusef al Ozaimin.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50