Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Clinton confirma a Tim Kaine, hispanohablante, como número dos

El veterano senador de Virginia, candidato a la vicepresidencia de Estados Unidos, puede ayudar a captar voto centrista del sur

Clinton la semana pasada en un mitin junto Tim Kaine, en Viriginia.

Hillary Clinton ha confirmado a Tim Kaine, un hispanohablante senador por Virginia y exgobernador del mismo estado, como candidato demócrata a la vicepresidencia en las elecciones presidenciales de noviembre. Kaine (Saint Paul, Minnesota, 1958), supone una apuesta centrista para la campaña de Clinton, cuyos discursos y promesas electorales ha virado gradualmente a la izquierda para captar el voto más progresista que apostaba por su rival en las primarias, Bernie Sanders.

"Me emociona anunciar a mi compañero de carrera, Tim Kaine, un hombre que ha dedicado si vida a luchar por los demás", ha dicho Clinton en su cuenta de Twitter. Kaine, ha añadido, "es un optimista implacable que cree que ningún problema es irresoluble si se trabajar por arregarlo".

Kaine, un hombre blanco muy católico, puede apelar al votante centrista o conservador moderado del sur que no quiera votar al controvertido candidato republicano Donald Trump, desde el jueves aspirante oficial a la Casa Blanca junto al gobernador de Indiana, Mike Pence, del ala derecha de los republicanos. El elegido por Clinton es un animal de partido, expresidente del Comité Demócrata Nacional.

Senador influyente, Kaine procede, además, de un swing state, es decir, un estado pendular que varía de izquierda a derecha en las elecciones y, por tanto, resulta clave en los comicios, si bien en los últimos años ha sido más demócrata. Sus cambios demográficos se consideran, además, una avanzadilla de lo que ocurre en el conjunto del país. La semana pasada, Clinton estuvo en Virginia junto a Kaine en un acto de campaña. “Estamos listos para Hillary”, dijo desde el escenario. “Si quieren decir que le apoyan en español, se dice así”, animó al público traduciendo el lema Ready for Hillary. El senador ejerció de maestro en una escuela jesuita de Honduras durante su etapa universitaria y conecta con el votante hispano, así que la apuesta acerca a Clinton aún más al voto latino (con el que esta ya tiene tirón).

En 2008 Kaine formó parte de los posibles compañeros de baile de Barack Obama, quien finalmente optó por Joe Biden. El elegido supone una decepción para los sectores más progresistas del Partido Demócrata, que hubiesen preferido a figuras como la de Elizabeth Warren, senadora por Massachussetts e icono de la izquierda, o Cory Booker, senador de Nueva Jersey y figura ascendente del que se dice puede llegar a ser nuevo Barack Obama.

En cuestiones como el aborto, Kaine ha declarado su pensamiento "católico tradicional", aunque ha respetado el derecho de las mujeres, del mismo modo que es contrario a la pena capital pero como gobernador de Virginia firmó sentencias de muerte.

Cercano a España

Si Clinton ganara las elecciones, el vicepresidente americano sería un persona cercana a España. Kaine es copresidente del Foro España-Estados Unidos, que se celebra cada año y reúne a empresarios y líderes políticos para abordar la promoción empresarial y financiera entre ambos países. El mes pasado, precisamente, Kaine participó en el último encuentro que mantuvo este grupo, en la antesala del viaje de Barack Obama, y ha desarrollado una buena relación con el Rey Felipe, que ha asistido en muchas ocasiones a las citas del foro.

Finalizada la convención republicana este jueves en Cleveland, es el Partido Demócrata el que arranca su cónclave el próximo lunes en Filadelfia para formalizar la candidatura de Clinton. La exsecretaria de Estado aparecerá arropada por las grandes figuras de la formación, como Obama, Biden o su marido, el expresidente Bill Clinton, así como su hasta hace poco rival, Bernie Sanders.

Más información