Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Aislado en un crucero en el Caribe un posible infectado por ébola en EE UU

Se trata de un sanitario que podría haber tenido acceso a muestras del fallecido en Texas

Imagen de archivo de un crucero de la compañía Carnival.
Imagen de archivo de un crucero de la compañía Carnival. REUTERS

Un trabajador sanitario, que podría haber tenido acceso a muestras del fallecido por ébola en Estados Unidos, ha sido aislado en un crucero turístico en el mar del Caribe por temor a que pueda desarrollar la enfermedad aunque de momento no ha mostrado ningún síntoma. El empleado del hospital Health Presbyterian de Dallas (Texas) no tuvo acceso directo al liberiano Thomas Eric Duncan -el primer paciente diagnosticado con ébola en EE UU después de contraer la enfermedad en Liberia y que murió el pasado 8 de octubre- según informaron este viernes el Departamento de Estado y la operadora del crucero.

El empleado sanitario -cuya identidad y género no han sido revelados- salió de EE UU el pasado domingo 12 a bordo de un crucero comercial desde Galveston (Texas), según una investigación del Centro de Control y Prevención de Enfermedades estadounidense (CDC, por sus siglas en inglés). El individuo ya estaba fuera del país cuando el CDC endureció sus requisitos de vigilancia para las personas que podrían haber sido contagiadas del virus.

El barco, al que las autoridades de México y Belice le negaron permiso para atracar, se encuentra de regreso a Texas, donde llegará el domingo

Las gestiones del Gobierno estadounidense para trasladar al trabajador lo más rápido posibles a EE UU fracasaron este viernes. El barco, al que las autoridades de México y Belice le negaron permiso para atracar en puertos de esos países, se encuentra de regreso a Texas, según informó la compañía. “La decisión de volver a Galveston se tomó para garantizar que el barco llegue a tiempo el domingo por la mañana”, señaló la operadora en un comunicado. El domingo se cumplirán los 21 días de plazo máximo en que pueden manifestarse los síntomas de infección de ébola.

Este nuevo caso llega en un momento de creciente preocupación en EE UU por la posible propagación del ébola después de que dos enfermeras que atendieron a Duncan contrajeran el virus. La epidemia ha provocado desde marzo casi 4.500 muertes, la gran mayoría en África Occidental, en el brote más grave desde que se identificó la enfermedad en 1976.

En los últimos 19 días el paciente “no ha tenido fiebre ni ha mostrado síntomas de enfermedad”

Desde el 6 de octubre, dos días antes de la muerte de Duncan, el trabajador se ha ido midiendo diariamente su temperatura corporal y “no ha tenido fiebre ni ha mostrado síntomas de enfermedad”, según el comunicado del Departamento de Estado. Han pasado 19 días desde que pudo haber tenido acceso a muestras del fallecido. El máximo período de incubación de ébola son 21 días, según el CDC.

La compañía informó de que el trabajador es un supervisor de laboratorio en el hospital y que tiene un “riesgo muy bajo” de contraer ébola. El CDC ha contactado con el individuo y su estado de salud ha sido supervisado por el médico del crucero, que tiene una capacidad máxima de 3.690 pasajeros y 1.367 miembros de tripulación. Tras ser examinado, el trabajador y la persona con la que viaja han decidido voluntariamente permanecer aislados en una cabina.

Más información