Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un tribunal federal ya censuró a la NSA su ocultación de datos en 2011

La agencia recopiló 56.000 correos anuales de ciudadanos estadounidenses

La sede de la (NSA en Fort Meade.
La sede de la (NSA en Fort Meade. AP

The New York Times confirma que en 2011 un juez federal reprochó a la NSA confundir en repetidas ocasiones al tribunal que supervisa su vigilancia en territorio estadounidense. Entre sus programas de espionaje se incluye la recopilación de decenas de miles de correos electrónicos dentro de EE UU y otras comunicaciones en Internet de ciudadanos estadounidenses cada año.

El fallo de 85 páginas del juez John D. Bates, entonces a la cabeza del Tribunal sobre Vigilancia e Inteligencia Exterior, habla de un programa que sistemáticamente busca los contenidos de las comunicaciones internacionales de estadounidenses, sin orden judicial, y en búsqueda de conversaciones sobre extranjeros objeto de vigilancia.

El diario neoyorquino revela que el Departamento de Justicia había informado al juez Bates de que funcionarios de la NSA habían descubierto que el programa también había estado almacenando mensajes privados entre ciudadanos en el interior del país durante tres años. El magistrado llegó a la conclusión de que la agencia había violado la Constitución. Los problemas partirían de una actitud premeditada de obstruccionismo por parte de los funcionarios, que ocultaron sistemáticamente al tribunal su modus operandi.

La Agencia de Seguridad Nacional (NSA) de EE UU habría recopilado hasta 56.000 correos electrónicos de ciudadanos estadounidenses al año entre 2008 y 2011 como parte de un programa que, según un tribunal secreto, podría haber violado la ley y la Constitución. Así lo han revelado documentos dados a conocer ayer.

La información clasificada fue publicada por el espionaje de Washington. Estas medidas de transparencia se enmarcan dentro del esfuerzo que está haciendo la Casa Blanca por apaciguar a la opinión pública tras las revelaciones realizadas por el excontratista de la NSA Edward Snowden acerca del alcance de los programas de vigilancia secreta.