La UE revisará sus relaciones con Egipto de forma urgente

Barroso y Van Rompuy responsabilizan de la crisis al Gobierno interino y piden libertad para los presos políticos y nuevas elecciones

Desalojo de la mezquita Al Fatah en El Cairo.
Desalojo de la mezquita Al Fatah en El Cairo.MOHAMED EL-SHAHED (AFP)

Mientras Egipto se desangra, Europa sopesa qué medidas va a adoptar en represalia a la matanza de civiles. Los presidentes de la Comisión y del Consejo Europeo, José Manuel Durao Barroso y Herman Van Rompuy, han emitido un comunicado conjunto que contiene dos cargas de profundidad contra el régimen que surgió tras la caída del islamista Mohamed Morsi. Los dos líderes europeos, que en su momento no calificaron de golpe de Estado la caída de Morsi, responsabilizan a los actuales gobernantes y el Ejército de lo que está pasando.

En segundo lugar, ambos aseguran que Europa debería revisar sus relaciones con El Cairo. "La violencia y los asesinatos no pueden justificarse ni tolerarse. Los derechos humanos deben respetarse. Los prisioneros políticos deben ser liberado", señalan Barroso y Van Rompuy.

El comunicado conjunto supone un paso más allá en la respuesta diplomática a la crisis egipcia. La jefa de la diplomacia europea, Catherine Ashton, responsabilizó esta semana al Gobierno interino de la violencia. Además, el presidente francés, François Hollande, y la canciller alemana, Angela Merkel, ya habían anunciado el viernes que endurecerían su relación con el régimen egipcio y pedían al resto de la UE que hiciera lo mismo. Reino Unido e Italia dieron el visto bueno a esta propuesta que ahora retoman Barroso y Van Rompuy.

La UE coordinará su respuesta el lunes en una reunión de embajadores que se celebrará en Bruselas. Está previsto que de esa cita salga la fecha para el encuentro de los 28 ministros de Asuntos Exteriores de la UE, que debería tener lugar esta semana. Los ministros discutirán medidas como la sugerida por Francia de cancelar toda la ayuda que se concede a Egipto.

Frente al endurecimiento de de las críticas, Egipto respondió anunciando que va a revisar toda la ayuda internacional que recibe para comprobar si se utiliza de una manera positiva, informa Efe desde El Cairo. "Las ayudas extranjeras no suponen una intervención en nuestros asuntos", aseguró el ministro de Asuntos Exteriores, Nabil Fahm, que criticó la actitud de algunos países que han amenazado con retirar o suspender su asistencia al país.

"Las peticiones de democracia y libertades fundamentales de la población egipcia no pueden ser ignoradas, y mucho menos borradas con sangre", aseguran Barroso y Van Rompuy, que consideran que el diálogo es la única salida a la actual situación. "Todas las fuerzas políticas egipcias deben volver a comprometerse con el futuro democrático del país y participar en un proceso político que lleve a una pronta celebración de elecciones y al establecimiento de un Gobierno civil", añaden.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí

Sobre la firma

Luis Doncel

Es jefe de sección de Internacional. Antes fue jefe de sección de Economía y corresponsal en Berlín y Bruselas. Desde 2007 ha cubierto la crisis inmobiliaria y del euro, el rescate a España y los efectos en Alemania de la crisis migratoria de 2015, además de eventos internacionales como tres elecciones alemanas o reuniones del FMI y el BCE.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS