Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Irán y Argentina firman un acuerdo para aclarar el atentado contra un centro judío

Una comisión de juristas internacionales investigará la muerte de 85 personas perpetrada con coche bomba en la Asociación Mutual Israelita Argentina

La presidenta de Argentina, Cristina Fernández, ha publicado 19 tuits en los que menciona en diez ocasiones la palabra “histórico” para anunciar la firma de un acuerdo con Irán mediante el cual se creará una comisión de juristas internacionales que intentará aclarar el atentando con coche bomba de 1994 contra la sede de la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA) en el que murieron 85 personas. El acuerdo, firmado ayer en la capital etíope de Adis Abeba por los ministros de exteriores de ambos países, establece que la “Comisión de la Verdad” estará integrada por siete miembros y ninguno de ellos podrá ser iraní o argentino.

Cristina Fernández, quien se encuentra en la cumbre de la Unión Europea (UE) y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) que se celebra en Chile, resaltó en su cuenta de Twitter que “después de casi 19 años del atentado” las víctimas y sus familiares continúan sin “verdad y sin justicia”. Fernández escribió que el acuerdo es histórico porque "Irán no estaba obligado por ninguna resolución o instrumento del derecho internacional, ni ningún organismo multilateral internacional a dialogar con Argentina y mucho menos a firmar un acuerdo".

El acuerdo deberá ser ratificado por los Parlamentos de los dos países. Una vez que se consiga esa venia, los jueces y fiscales argentinos podrán viajar a Irán para interrogar a aquellos sospechosos sobre los que la Interpol haya emitido una notificación roja, es decir, de búsqueda internacional.

En 2006 la Justicia argentina difundió una orden de captura contra el entonces ministro iraní de Defensa, Ahmad Vahidi; el exministro iraní de Información Alí Fallahijan, el exasesor gubernamental Mohsen Rezai, el exagregado de la embajada de Irán en Buenos Aires Moshen Rabbani, el exfuncionario diplomático Ahmad Reza Ashgari y el libanés Imad Fayez

Mughniyah, según informa la agencia Efe. En marzo de 2007, Interpol emitió un informe en el que señalaba a seis altos cargos iraníes bajo el sistema rojo de notificaciones.

Más información