Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Atacada la web que reúne firmas para liberar al disidente chino Ai Weiwei

Change.org acusa a piratas informáticos chinos de provocar el ataque de denegación de servicio que provoca desde el lunes la interrupción intermitente de la página

La plataforma de la web Change.org, en la que los principales museos del mundo han reunido más de 90.000 firmas para pedir la liberación del artista disidente chino Ai Weiwei, ha informado hoy de que ha recibido ataques de piratas informáticos desde el gigante asiático.

La plataforma informa en su web que está sufriendo desde el lunes periodos de inactividad intermitentes en la página debido a un ataque de denegación de servicio DDoS procedente de China. El ataque se produce cuando la campaña ha logrado superar las 92.000 firmas procedentes de 175 países para pedir la liberación del famoso disidente, detenido sin cargos por las autoridades de Pekín el pasado 3 de abril.

El creador y activista Ai, conocido por haber participado en el diseño del Estadio Olímpico de Pekín y por su reciente exposición Pipas de girasol en la galería londinense Tate, radicalizó su postura contra el régimen chino desde que en el terremoto de Sichuan de 2008 murieran miles de niños por el desplome de escuelas. Ai y otros activistas investigaron por su cuenta esta catástrofe hasta desvelar que las escuelas se habían derrumbado debido a la mala calidad de los materiales de construcción por culpa de la corrupción de los funcionarios chinos.

La campaña por su liberación ha sido puesta en marcha por museos del todo el mundo como el Guggenhein de Nueva York, la Tate de Londres o la Asociación de Directores de Museos de Arte.

Change.org emitió una petición formal de ayuda tanto al FBI como al Departamento de Estado de EE UU para Asia-Pacífico y determinaron que el origen del ataque estaba en China.

"No conocemos la razón o la fuente exacta de estos ataques", ha dicho en un comunicado Ben Rattray, fundador de Change.org. "Todo lo que sabemos es que después del éxito sin precedentes de la campaña que llevan a cabo los principales museos del mundo para pedir al Gobierno chino la liberación de Ai Weiwei, nos hemos convertido en víctimas de un ataque altamente sofisticado procedente de China", ha agregado.

Los ingenieros de la plataforma han conseguido mantenerla activa, pero en algunos momentos han recurrido a la ayuda del Gobierno de EEUU, donde la web está alojada.

China asegura que el artista conceptual más famoso del país está siendo investigado por supuestos delitos económicos, e incluso algunos medios barajan otras acusaciones no confirmadas como bigamia o plagio, aunque las fuentes oficiales se han negado a explicar por qué el artista sigue detenido sin mediar una orden de arresto, lo que vulnera la ley china.