Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un violento terremoto causa más de 11.000 muertos en siete países del sureste asiático

Indonesia, Sri Lanka y la India, los más afectados.- El Ministerio de Asuntos Exteriores no tiene constancia de que haya españoles entre las víctimas

Más de 11.000 personas han muerto hoy y miles se encuentran desaparecidas en siete países del sureste asiático como consecuencia de un violento seísmo de 9 grados en la escala de Richter registrado en la isla de Sumatra (Indonesia), que ha desencadenado olas gigantes que han inundado zonas costeras de ese país, Tailandia, Malasia, las islas Maldivas, Sri Lanka y la India, los países más afectados. Entre los fallecidos hay turistas, sin que por el momento se conozca su número ni sus nacionalidades. El Ministerio de Asuntos Exteriores ha informado de que no tiene constancia de que entre las víctimas del terremoto haya españoles.

En Sri Lanka, una isla de 65.000 kilómetros cuadrados, han muerto 4.300 personas y un millón más han resultado afectadas, según el último balance de víctimas y damnificados ofrecido por los rebeldes tamiles y los servicios de socorro. La mayoría de los fallecidos en esa isla lo han sido a causa de las fuertes mareas -con olas de más de 5 metros- producidas por el terremoto, el más poderoso de los últimos 40 años según los expertos. El este y el sur de la isla han sido las zonas más afectadas; los distritos más asolados son los de Mutur, donde se han producido la mayoría de las víctimas, y el de Trincomale, que están inundados. La localidad de Mutur ha quedado aislada del resto de la isla. El Gobierno ha calificado la situación de catastrófica y ha pedido urgentemente la movilización de ayuda internacional.

El número de víctimas en la India supera las 2.600, mientras que centenares de personas siguen desaparecidas, informan fuentes oficiales. Más de 1.500 personas han muerto en el estado de Tamil Nadu por las olas gigantes o tsunamis, según el ministro del Interior indio, Shivraj Patil. En el estado vecino de Andhra Pradesh, la cifra ha aumentado a 61 muertos mientras otras 800 personas están desaparecidas. También en el territorio autónomo de Pondicherry, han muerto ya al menos 280 personas, según las autoridades locales. En el estado de Kerala, se ha contabilizado hasta ahora 250 víctimas fatales. Muchas otras víctimas, hasta el millar, se han registrado en las islas de Andamán y Nicobar, ubicadas en el Golfo de Bengala y literalmente arrasadas por olas de hasta diez metros de altura.

Las Fuerzas Armadas indias participan en las operaciones de búsqueda y rescate de damnificados, tanto en su propio terreno como en Sri Lanka. Cinco buques de las Fuerzas Armadas indias, que transportan helicópteros y suministros para los víctimas en Sri Lanka desembarcaron esta tarde para los puertos de Colombo, Galle y Trincolmalee.

En Indonesia, los fallecidos suman ya 4.422, principalmente en el norte de la isla de Sumatra, donde se ha registrado el movimiento sísmico, según un nuevo balance ofrecido por el ministerio de Sanidad. Las provincias más devastadas han sido la de Aceh -sólo en su capital, Banda Aceh, han muerto 3.000 personas- y el norte de Sumatra.

En Tailandia, destino turístico de muchos occidentales en estas fechas, son 310 las personas fallecidas y otras 5.400 sufren heridas, según el último recuento realizado por las autoridades. Las provincias más afectadas son Songjla, Phuket, Krabi, Phang Nga y Surat Thani, zonas conocidas por sus paradisíacas playas que atraen a numerosos turistas y que ahora estaban en plena temporada alta. Las comunicaciones son difíciles con el sur de Tailandia y los vuelos al aeropuerto de Phuket han sido suspendidos temporalmente, entre ellos los que unen esta isla con la capital Bangkok.

En Malasia el número de muertos se eleva a 29, mientras que dos tercios de la capital de las islas Maldivas, Malé, han quedado inundados por las mareas. Las islas Maldivas están compuestas por 1.192 islotes coralinos situados al sur de la India y tienen al menos 300.000 habitantes. Bangladesh también se ha visto afectado por la intensidad del terremoto, si bien no se ha informado de víctimas.

Las autoridades de todos estos países temen que el número de víctimas mortales suba a medida que se normalice la situación y se sepa el alcance real de los daños ocasionados por las olas gigantes.

Sin constancia de víctimas españolas

Entre las víctimas hay turistas, sin que por el momento se conozca su número ni sus nacionalidades. El Ministerio de Asuntos Exteriores ha informado de que no tiene constancia aún de que haya víctimas españolas por el seísmo. Exteriores mantiene contacto con las oficinas diplomáticas de la región para determinar con certeza si hay españoles entre los afectados, en especial entre los turistas, han señalado a Efe fuentes de la Dirección General de Comunicación Exterior.

Según los expertos, el terremoto de hoy es el más violento desde el temblor de 9,5 grados que sacudió Chile en 1960 y el quinto más fuerte registrado por los sismólogos desde 1900. El US Geological Survey ha situado el epicentro del seísmo en la costa oeste de Sumatra, a 1.605 kilómetros de Yakarta y 40 kilómetros de profundidad. El terremoto ha rozado el máximo registrado hasta la fecha en la escala abierta de Richter, 9 grados de magnitud, según la última revisión del U.S. Geological Survey (USGS).

Ayuda internacional

En el plano de las ayudas, la Unión Europea ha destinado tres millones de euros para las víctimas. El dinero irá destinado a cubrir las necesidades iniciales y vitales, aunque los Veinticinco ya han anunciado que aportarán más fondos cuando se conozca con más detalle el alcance real de las necesidades. Por otra parte, el Reino Unido ha enviado varios equipos de ayuda a Tailandia y a Sri Lanka. También se han abierto líneas telefónicas para resolver dudas de familiares y amigos de posibles turistas en la zona y el Papa, Juan Pablo II, ha pedido a la comunidad internacional que se movilice para llevar ayuda a los lugares afectados.