Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA POSGUERRA DE IRAK

Los insurgentes secuestran a otros dos japoneses cerca de Bagdad

Los rebeldes ponen en libertad al periodista francés retenido desde el domingo

La lista confusa de ciudadanos extranjeros secuestrados en Irak sigue creciendo. Mientras todavía no se sabe qué ha pasado con los tres japoneses -dos cooperantes y un fotógrafo- secuestrados el pasado jueves por un grupo autodenominado Brigadas de los Muyahidín, que amenaza con matarlos si Tokio no retira sus tropas de Irak, hoy, varios medios nipones han informado del secuestro de otros dos japoneses.

El Ministerio de Asuntos Exteriores japonés está tratando de arrojar algo de luz sobre esta información, en la que se asegura que una ONG del país oriental ha recibido un correo electrónico en el que se afirma que otros dos japoneses han sido capturados por los insurgentes cerca de Bagdad. La agencia de noticias Jiji asegura que uno de los desaparecidos es un periodista.

La oleada de secuestros no ha hecho mover un ápice la postura del Gobierno de Tokio. Su primer ministro, Junichiro Koizumi, ha rechazado ceder al chantaje y retirar a los cerca de 550 soldados que se encuentran desplegados en el sur de Irak. No obstante, los analistas politicos creen que esta postura tan férrea podría tener un impacto negativo en la coalición que encabeza Koizumi, que afronta elecciones parlamentarias el próximo julio.

Horas antes, se informaba de la liberación de Alexandre Jordanov, un periodista francés de la agencia CAPA, secuestrado por un grupo de insurgentes el pasado domingo.

Jordanov, de 40 años, fue tomado por sus captores en una carretera al sur de Bagdad, cuando estaba con su cámara, Ivan Cerieix, quien fue retenido unas horas antes de ser liberado el lunes. "Hicimos bien" en hacer pública la nacionalidad de Jordanov, ha explicado el director de CAPA, Hervé Chabalier, que se ha mostrado "muy contento" de la liberación. Francia abanderó el año pasado en la ONU la oposición a los planes bélicos de Estados Unidos en Irak. Jordanov "estaba harto de que lo llevaran de un lado para otro y se sentía cansado", pero "no está herido", ha indicado Chabalier.

Evacuación de ciudadanos rusos

En paralelo a esta noticia, aviones del Ministerio ruso de Situaciones de Emergencia comenzarán mañana a evacuar a 816 ciudadanos rusos y de las antiguas repúblicas soviéticas que trabajan para empresas rusas en Irak, según ha anunciado hoy el portavoz de dicho Ministerio, Victor Beltsov. Rusia recomendó ayer a sus ciudadanos abandonar Irak ante el deterioro de la situación y la oleada de secuestros de extranjeros. El pasado lunes por la noche ocho empleados de una empresa energética rusa fueron capturados, siendo liberados ayer.

"Preveemos tres vuelos mañana y cuatro el viernes, para evacuar a aquellos que quieran abandonar Irak entre los 553 rusos y los 263 ciudadanos de la Comunidad de Estados Independientes (CEI)" que se encuentran en este país, declaró Beltsov. De los siete vuelos, seis se realizarán entre Bagdad y Moscú, y otro entre Kuwait y Moscú, precisó.

La decisión de Moscú de evacuar al personal de las empresas rusas que trabajan en Irak fue adoptada después del secuestro el lunes de ocho técnicos, tres rusos y cinco ucranianos, de Interenergoservice, compañía que construye una central eléctrica en las afueras de Bagdad. Los rehenes fueron liberados por sus captores varias horas después.

Asesinado uno de los italianos, según Al Yazira

La televisión por satélite qatarí Al Yazira ha anunciado esta noche que ha recibido un comunicado de los raptores de cuatro italianos en Irak en el que afirman que han matado a uno de ellos. Italia no ha confirmado esta noticia.

De confirmarse el hecho, éste sería el primer asesinato de un secuestrado desde que se iniciaran los secuestros en Irak, hace dos semanas.

Más información