Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
AFGANISTÁN

Uno de los encarcelados por EE UU en Kandahar puede ser español

Al menos 15 miembros de Al Qaeda mueren en un ataque estadounidense, en el que resulta herido un soldado

Al menos un ciudadano español puede figurar entre los talibanes y miembros de la red Al Qaeda que el Ejército de Estados Unidos mantiene bajo custodia en la ciudad afgana de Kandahar. Según ha podido saber la Cadena SER de fuentes diplomáticas europeas, junto al presunto ciudadano español se pueden encontrar otros europeos, entre ellos suecos, daneses, franceses y británicos.

Estas fuentes han señalado que "hay informaciones estadounidenses no contrastadas de que entre los detenidos habría nacionales de España, Suecia, Dinamarca, Francia y el Reino Unido".

Según informa hoy EL PAÍS, varios detenidos alegan poseer la nacionalidad española y Washington ha informado del hecho al Gobierno de Madrid, aunque con todas las cautelas, ya que no se ha podido confirmar la veracidad de las afirmaciones de los detenidos, cuyo número exacto tampoco se conoce.

Precisamente, las fuentes diplomáticas europeas se quejan de las dificultades que están teniendo "para contrastar las informaciones" sobre los "combatientes ilegales" detenidos por las autoridades de Estados Unidos y que están retenidos en Kandahar, a la espera de ser trasladados a la base naval de Guantánamo en la isla de Cuba.

Sin embargo, fuentes diplomáticas españolas han señalado que el Gobierno español no tiene "ninguna noticia" de la supuesta detención de talibanes españoles en Kandahar y

no desplazará a nadie a esta ciudad para comprobar las noticias surgidas desde Washington sobre este hecho.

En esta línea, el director de la Oficina de Información Diplomática (OID), Alberto Aza, ha señalado que no podía confirmar ni desmentir si había algún español entre los detenidos por las fuerzas estadounidenses.

El hermetismo del Pentágono

Así, el Pentágono se resiste a confirmar la nacionalidad de los prisioneros y aplaza cualquier detalle sobre sus nacacionalidades a su traslado y posterior interrogatorio en Guantánamo.

En este sentido, un portavoz del Comando Central de EE UU, con sede en Tampa (Florida), desde donde se dirige la operación en Afganistán, ha indicado a EFE que el Pentágono "no confirma ni las nacionalidades ni las identidades de ninguno de los detenidos".

EL PAÍS apunta hoy que, en caso de que haya ciudadanos españoles detenidos por EE UU, Madrid reclamaría el derecho de visita y se aseguraría del buen estado físico de los presos, pero la misión correspondería a funcionarios políticos o militares, en ningún caso consulares, porque ello supondría un reconocimiento implícito de su condición de prisioneros de guerra.

Hasta el momento se sabía de tres presos de supuesta nacionalidad británica y otro belga detenidos en la base de Guantánamo, en donde están confinados en celdas al aire libre 158 presos a los que Washington califica de "combatientes ilegales".

Algunos países europeos han expresado su molestia ante la posibilidad de que el tratamiento de que las autoridades estadounidenses estén dando a los retenidos talibanes no se atenga a los derechos humanos.

Ataque a Al Qaeda

Mientras tanto, EE UU continúa su campaña contra los miembros de la red terrorista encabezada por el terrorista saudí Osama Bin Laden, considerado responsable de los ataques del 11 de septiembre contra las Torres Gemelas de Nueva York y el Pentágono en Washington.

Al menos 15 combatientes de Al Qaeda han resultado muertos y otros 27 han sido detenidos como resultado de un ataque de soldados estadounidenses pertenecientes a las Fuerzas Espaciales contra dos campamentos de la red terrorista Al Qaeda en Afganistán, según han informado fuentes del Pentágono (Ministerio de Defensa).

Según el Pentágono, en el transcurso de estas operaciones, un soldado de las fuerzas especiales estadounidenses ha resultado herido.

Este responsable del Pentágono, amparado en el anonimato, se ha negado a revelar el lugar en el que se ha llevado a cabo las operaciones, precisando que una segunda fase de la misión estaba en curso. La vida del herido no está en peligro, y no ha habido otros heridos en la parte estadounidense.

Los estadounidenses tenían por blanco "una célula de Al Qaeda", ha indicado el responsable. El responsable ha indicado que las fuerzas especiales estadounidenses participaban en la operación, pero no ha confirmado si contaban con la ayuda de tropas afganas.