Cómo una marca de helados se convirtió en el azote más frío de Donald Trump

Leche, vainilla, menta pura, extractos de fruta, puré de plátano y activismo son los ingredientes de los helados más populares de Ben & Jerry’s, que se convirtieron en uno de los grandes enemigos del expresidente de Estados Unidos

Impeached Agent Orange es un helado de naranja y melocotón inspirado en Trump. Nos lo hemos inventado.
Impeached Agent Orange es un helado de naranja y melocotón inspirado en Trump. Nos lo hemos inventado.ICON

El hilo fijado en el perfil de Twitter de Ben&Jerry’s empieza así: “Lo de ayer no fue una protesta, sino un motín para mantener la supremacía blanca”. Luego continúa desarrollando una sesuda tesis sobre el asalto al Capitolio. Sí, estamos hablando de la archiconocida marca de helados que está en lineales de supermercado, ultramarinos de la España vaciada y todos los bazares chinos de barrio. En España son más conocidos por su Cookie Dough Chocolate Chip que por su lucha a favor de Black Lives Matter, pero han hecho bastante más por las causas sociales que por su colesterol.

Sin ir más lejos, tienen un helado, el Pecan Resist, a base de pacanas, que fue lanzado al mercado durante la administración Trump. Su sabor quería luchar contra las políticas excluyentes del presidente y sus beneficios siguen dedicándose a organizaciones que luchan por los derechos de la mujer, de los inmigrantes, la inclusión racial y la preservación del planeta.

Los fundadores de Ben & Jerry’s son Ben Cohen y Jerry Greenfield, dos amigos de la infancia que fundaron la marca en 1978 en una gasolinera de Burlington (Vermont), localidad de la que fue alcalde Bernie Sanders durante los años de Reagan y en la que armó su discurso revolucionario. Desde el principio dieron la misma importancia a la calidad de la leche que a la justicia social y el espíritu progresista de la marca ha sido imperturbable hasta ahora, pese a que Unilevel se hizo con el control en el año 2000 y ellos ya rozan los 70 años.

“Utilizar helado para hablar de temas complejos genera una cierta apertura. Aligera el mensaje”, explicó Cohen en una entrevista en The New York Times. Pero su propósito de marca no es una frase en los pliegos fundacionales para vender más. En 2011, en plena ola las de protestas de Occupy Wall Street, se dejaron ver durante días en Zuccotti Park, epicentro del movimiento, repartiendo helado gratis a los manifestantes.

En 2020, tras el asesinato de George Floyd, retiraron su publicidad de Facebook exigiendo que cambiase su política ante publicaciones racistas y, recientemente, han anunciado que Colin Kapernick, el jugador de la NFL, tendrá su propio helado vegano llamado Change the Whirled. El 100% de los ingresos se destinarán a su fundación, Know Your Rights Camp, para apo- yar a la comunidad negra a través de proyectos educativos. Nunca imaginamos que la mantequilla de girasol y las galletas Graham pudiesen hacer tanto por la igualdad.

Puedes seguir ICON en Facebook, Twitter, Instagram,o suscribirte aquí a la Newsletter.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS