El juez Santiago Pedraz y Esther Doña, viuda del marqués de Griñón, oficializan su relación

La pareja había sido fotografiada a lo largo del verano y ahora confirma su relación posando para la portada de la revista ‘¡Hola!’

Esther Doña y Santiago Pedraz, en septiembre de 2021 en Madrid.
Esther Doña y Santiago Pedraz, en septiembre de 2021 en Madrid.GEN (GTRES)

Aristócratas, cantantes, personajes televisivos, príncipes y hasta influencers son personajes habituales de las portadas de las revistas del corazón. Lo que es inédito es que un juez, Santiago Pedraz, instructor de la Audiencia Nacional y conocido por, entre otras, su investigación del caso de los papeles de Bárcenas, sea el protagonista de una de estas publicaciones y además de forma voluntaria. El magistrado posa para la portada de ¡Hola! junto a su nueva pareja, Esther Doña, viuda de Carlos Falcó, marqués de Griñón. Pedraz ha llegado a la vida de Doña tras una época difícil para ella, en la que perdió tanto a su marido como a su padre tras contraer la covid-19.

Doña, de 42 años, y Pedraz, de 63, han sido fotografiados a lo largo del verano tanto en Madrid, donde ambos residen, como en la costa, durante sus vacaciones, donde ellos mismos posaron para sus redes sociales. La viuda de Griñón no llegó a desvelar el lugar concreto, aunque no escondió su ilusión por esta recién estrenada etapa en la biografía de su perfil en Instagram, en la que se aseguraba que estaba “comenzando un nuevo capítulo” en su vida con “alegría y vitalidad”.

Según confirma la revista, el juez se ha abierto en canal por primera vez desde que comenzó su relación. “Estoy aquí, al lado de Esther, porque estoy enamorado y no quiero esconderme. Cuando uno ama, quiere gritarlo a los cuatro vientos”, ha afirmado Pedraz, que ya era conocido como uno de los jueces más mediáticos por su trayectoria como magistrado. Además de investigar la caja B del Partido Popular fue el responsable de la instrucción de otros casos polémicos como la muerte del cámara de televisión José Couso en Bagdad, la estafa filatélica de Afinsa y la denuncia contra el movimiento Rodea el Congreso. Discreto con su vida sentimental, hasta la fecha se le conocen dos relaciones anteriores, con la filóloga y periodista Paula Arenas y con la abogada Sylvia Córdoba.

Doña, por su parte, prevé lanzar el próximo 27 de octubre unas memorias editadas por Planeta que llevarán el nombre de La vida de un gran hombre a través de mis ojos. En ellas abordará su vida junto al marqués de Griñón y arrancan, según indica la nota de prensa publicada en agosto, con el momento en el que le comunicaron el fallecimiento de su entonces marido: “Los muros de piedra del palacio de El Rincón parecen de pronto mucho más oscuros y amenazantes. El que hasta hace un minuto era mi hogar ha perdido el alma y el encanto y ahora es un castillo solitario, frío y vacío. Aún tengo el teléfono en la mano temblorosa cuando los ojos se me llenan de lágrimas que no sé cómo gestionar. ‘El señor ha muerto —susurró—. El señor ha muerto”. Tras el fallecimiento del marqués, la relación de Doña con los cinco hijos que el aristócrata tuvo de tres anteriores relaciones —Manuel y Xandra, con Jeannine Girod; Tamara, actual marquesa, con Isabel Preysler; y Duarte y Aldara, con Fátima de la Cierva— es distante.

La actual pareja se conoció precisamente gracias a Carlos Falcó, hace unos años, en una de las fiestas celebradas por el matrimonio. Doña ha compartido en exclusiva con la revista las palabras textuales del que fue su marido: “¡Aún no puedo creer cómo empezó! Creo que ya estaba escrito. Hace unos años, Carlos [Falcó] comentó en una reunión con amigos algo que me dejó perpleja: ‘El día que yo no esté, ¡Santiago es el hombre que me gustaría para Esther!”. Ella ha confesado que no recordaba este momento hasta que volvió a ver a Pedraz hace unos meses, cuando empezó a afianzarse su actual relación.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS