El coreógrafo Ramón Oller vuelve a Barcelona después de 13 años para presentar ‘Flamenco voyage’

El creador de la compañía Metros rinde homenaje en una parte de su espectáculo a los bailaores de la Costa Brava de los sesenta

De izquierda a derecha, Ramón Oller, Cristina Hoyos y El Junco, retratados en 2019.
De izquierda a derecha, Ramón Oller, Cristina Hoyos y El Junco, retratados en 2019.

Tranquilo, seguro y con la experiencia de la madurez, Ramón Oller (Esparraguera 1962), ha presentado junto a la productora Anexa su espectáculo, Flamenco Voyage. Oller uno de los más fructíferos e interesantes artistas de danza contemporánea de nuestro país con títulos inolvidables como Romeo y Julieta, Sols a soles, Carmen o Madame Butterfly entre otros, no había presentado ningún espectáculo en Barcelona desde 2013, cuando ofreció en el Teatre Nacional de Catalunya (TNC), un complejo y dilatado espectáculo, de dos horas de duración, titulado, La Capitana, homenaje a Carmen Amaya.

“Disolví la compañía Metros y estos últimos años reparto mi vida entre Puerto Rico, San Francisco, Nueva York y Cleveland”, explica el artista. “Creo coreografías y soy profesor de danza contemporánea en universidades y en escuelas privadas. Durante estos años he tenido numerosas ofertas para volver a Barcelona, pero ha sido Anexa, con la que he colaborado en numerosas ocasiones, la que me ha hecho decidir volver y crear un espectáculo nuevo. Un montaje de flamenco, que es mi gran pasión: trabajé en diferentes montajes con Cristina Hoyos y para mí fue una aleccionadora e inolvidable experiencia”.

Flamenco Voyage se estrena mañana jueves en la Sala Aquarella, situada en la Gran Vía de Barcelona, y cada noche incluirá una cena previa. El espectáculo permanecerá en cartel hasta el 18 de agosto. Toni Albaladejo, productor ejecutivo de Anexa, afirma: “Creemos que con esta propuesta de Ramón Oller atraeremos al público local y a turistas, combinar cena y espectáculo funcionará”.

“Desde que empecé a crear, mi prioridad es que el público lo pase bien, esta premisa es esencial para mí”, continúa Oller. “En Flamenco Voyage he realizado un viaje por distintos cuadros del baile flamenco. En la primera parte rindo un homenaje a los bailaores de flamenco que actuaban en la Costa Brava en los años sesenta; sólo hay que recordar a Antonio Gades o a La Chunga. La segunda parte es más profunda, me acerco a la danza bolera. Luego la música combina El Amor Bujo de Falla, la Carmen de Bizet y la música original creada por Alfredo Lagos, entre otras composiciones. El espectáculo cuenta con un maestro de ceremonias que canta la copla como nadie y que va introduciendo al público en el espectáculo, Xaví Morán. También tenemos los diseños para el vestuario de Mercè Paloma, con la que he colaborado en numerosos montajes. En cuanto a los bailarines, realice un casting y estoy satisfecho con la selección. Y muy contento de estar en Barcelona y presentar este trabajo, aunque seguiré enseñando por el mundo”. Tras la presentación del espectáculo, los bailarines interpretaron un pequeño fragmento, y la verdad es que Flamenco Voyage promete...

Puedes seguir a EL PAÍS Catalunya en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete
Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS