Marlaska: “Marruecos sabe que España busca una solución justa y aceptable para el Sáhara Occidental”

El ministro del Interior le recuerda a Pablo Iglesias que la política exterior no es de su competencia después de que hablara de la “urgencia de un referéndum” en la excolonia

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, presenta las nuevas líneas estratégicas en la lucha contra la violencia de género este lunes.Marta Jara / Europa Press

“Marruecos sabe que España busca una solución justa y aceptable para el Sáhara Occidental”, ha dicho este lunes el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, tras ser preguntado si había detectado malestar en el Gobierno marroquí después de que el vicepresidente segundo y líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, reclamara un referéndum “urgente” de autodeterminación de la excolonia española. Las palabras de Iglesias llegaron el día después de que el Frente Polisario considerara roto el alto el fuego con Marruecos, vigente desde hace 30 años, y declarara el estado de guerra con las fuerzas marroquíes el pasado 14 de noviembre.

Marlaska efectuó una visita relámpago el viernes al país magrebí, a cuyas autoridades pidió colaboración en el control de la marea migratoria que ha colapsado las islas Canarias. “Quien dirige la política exterior del Gobierno español es el presidente y la ministra de Asuntos Exteriores”, ha añadido Marlaska. Sus declaraciones están en sintonía con las de la ministra de Defensa, Margarita Robles, que la semana pasada también reprendió de manera implícita a Iglesias por sus declaraciones.

Si hay un tema espinoso entre España y Marruecos es el del Sáhara Occidental. La antigua colonia española (hasta 1976) tensa históricamente las relaciones entre ambos países, y la colaboración del reino alauita ha estado muchas veces supeditada al apoyo en ese terreno del Gobierno español ante los organismos internacionales. El contencioso entre el Frente Polisario y las fuerzas armadas marroquíes por ese estratégico territorio se ha reavivado hasta el punto de que hace nueve días la organización saharaui declaró roto el alto el fuego que se mantenía desde 1991.

El 15 de noviembre, a las 8.34 de la mañana, Pablo Iglesias recordaba en su cuenta de Twitter la resolución del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas del 13 de enero de 1995, en la que este organismo “reitera su empeño en que celebre, sin más demora, un referéndum libre, limpio e imparcial para la libre determinación del pueblo del Sáhara Occidental”

Esas declaraciones han coincidido con la crisis migratoria y con un incremento de la llegada de pateras desde Dajla (población saharaoui de 150.000 habitantes en el Sahara Occidental ocupado por Marruecos) a Canarias. Las embarcaciones van cargadas con decenas de jóvenes marroquíes que huyen de la sequía, el desempleo y la falta de oportunidades. En lo que va de año son más de 18.000 los inmigrantes que han llegado a las islas españolas, y en las últimas semanas proceden mayoritariamente de esa zona, totalmente militarizada, de Marruecos, según fuentes oficiales.

Pese a que se trata de una localidad ubicada en una península y en la que los controles por parte de las autoridades marroquíes son constantes, tanto para la entrada como para la salida, se ha convertido en el pasillo de pateras de Marruecos hacia España.

Más información

Lo más visto en...

Top 50