Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EP Global BLOGS Coordinado por JORGE RODRÍGUEZ

Igualdad Animal denuncia el maltrato en una macrogranja lechera que suministra a La vaca que ríe y Babybel

La organización ha desarrollado un investigación encubierta en una instalación situada en Nebraska, Estados Unidos, que alberga 11.000 terneros

Uno de los 11.000 terneros de la macrogranja de Nebraska (EE UU).

Este pasado invierno la organización internacional Igualdad Animal desarrolló una investigación encubierta en Summit Calf Ranch, la mayor granja lechera de Nebraska (Estados Unidos). La ONG denuncia la "negligencia sistemática" que sufren los terneros en estas instalaciones. El investigador infiltrado logró grabar las duras condiciones en las que viven los terneros y el maltrato que sufren. Esta macrogranja es propiedad de Tuls Dairy, proveedor de al menos 17 procesadores comerciales de lácteos, entre ellos Bel Brands, la multinacional propietaria de La vaca que ríe y Babybel. 

La explotación tiene capacidad para unos 11.000 terneros con edades comprendidas entre 1 y 150 días. La ONG denuncia que nada más nacer los animales son separados de sus madres y trasladados a unas instalaciones al aire libre. A temperaturas que alcanzan los menos 20 grados bajo cero, muchos de ellos sufren lesiones por congelación, enfermedades como neumonía o incluso mueren, según pudo comprobar el investigador infiltrado de Igualdad Animal: "El supervisor me pidió que alimentara a un becerro al que se le habían congelados las patas. Tenía las pezuñas prácticamente separadas de las patas y se le podía ver el hueso. El animal estaba echado en el suelo, pero intentaba repetidamente ponerse de pie. Eso hacía que las heridas sangrasen”.

La ONG denuncia, además, que los animales son golpeados con barras y descornados con planchas calientes sin anestesia. Además critica la falta de atención veterinaria adecuada. "Nuestra investigación sobre el rancho Summit Calf Ranch muestra una absoluta falta de atención a los terneros bebés. Hemos documentamos como los recién nacidos enfermos o débiles son dejados junto a montones de cadáveres en un área paradójicamente conocida como El hospital donde son dejados agonizar durante días. La mayoría de los que llegan allí mueren", explica Sean Thomas, Director Internacional de Investigaciones de Igualdad Animal.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información