Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

En Silicon Valley no pueden vivir sin esta aplicación para Instagram que ha diseñado un arquitecto español

Selena Gomez o Sergio Ramos, entre sus usuarios 'influencers'. El éxito, según su creador Alfonso Cobo, pasa por aplicar a la interfaz de usuario las leyes de la arquitectura

unfold instagram
Alfonso Cobo en Nueva York.

Cómo una promesa de la arquitectura se convierte en un empresario tecnológico de éxito antes de cumplir los 30. A Alfonso Cobo (26 años), fundador de la aplicación para Instagram Unfold, le pilló por sorpresa. Sobre todo, cuando levantó el teléfono y le contaron que iba a engrosar la lista Forbes como uno de los 30 jóvenes más influyentes en tecnología que todavía no han entrado en la treintena.

"Ha sido una experiencia inolvidable. Sobre todo, cuando con motivo de la gala vi mi cara en uno de los paneles luminosos de Times Square". Aunque asegura que no le sigue el juego a Silicon Valley, sí que se codea con sus gigantes. "Tengo la oportunidad de trabajar con gente y empresas muy importantes como Facebook y Google". De hecho, esta última le ha invitado el próximo mes de abril a una conferencia que ofrece en Tokio.

Aunque hoy es una de las aplicaciones más descargadas, cuando Cobo creó Unfold, su intención era crear una herramienta para mostrar su porfolio de forma original (entonces estaba estudiando un máster en la escuela neoyorkina Parsons). "La idea vino por la necesidad de presentar mi trabajo, algo muy importante cuando eres arquitecto e intentas destacar por encima de otros. En principio era una herramienta para resaltar mis diseños y contar su historia".

Autodidacta tecnológico, Alfonso es, como él mismo se define, un verdadero freak de internet. "Crecí navegando en la red. Mucho de lo que he aprendido ha sido en ella y por mi propia cuenta. Creo que hay oportunidades muy grandes: cualquier cosa que queramos aprender está en la palma de nuestras manos".

Pero en poco tiempo, su aplicación pasó de ser un proyecto personal a viralizarse. En solo 10 meses Unfold ha tenido 15 millones de descargas en todo el mundo. Una de las claves del éxito de la aplicación que usan Selena Gomez o Sergio Ramos, y que ha conquistado en Silicon Valley, está en su proceso de creación. "No diseño edificios pero traslado la misma forma de pensar al crear las interfaces del usuario de la app. De la misma manera que una persona se mueve a través de un espacio, es como el usuario navega a través de las distintas pantallas".

La influencia de la arquitectura en su forma de trabajar no termina ahí, también la aplica a la resolución de problemas o para plasmar el contenido en una página: "Me inspiro mucho en las revistas independientes del sector, cómo colocan la fotografía o el texto en la maqueta y eso lo traslado a un mundo digital".

El objetivo fundamental para Cobo es democratizar el diseño: "Lo que hago con Unfold es hacerlo accesible a mucha gente, y esa es la labor de la arquitectura". Además, la aplicación revela su pasión por el minimalismo y el diseño japonés, sobre todo la arquitectura de Junya Ishigami, de líneas muy finas y elegantes. "Al final está todo conectado en mi cabeza".

Alfonso es un alma inquieta y gracias a ello se ha forjado un perfil multidisciplinar. Además de la arquitectura, aparecieron en su camino el branding y el diseño gráfico, lo que le hizo interesarse por otras áreas de la creatividad. "Me abrió la mente a aprender sobre términos como el design thinking, el diseño centrado en humanos, algo muy ligado con la innovación y la tecnología".

Como nuevo gurú tecnológico, le pedimos a Alfonso que nos avance algo de lo que viene y parece que una de las tendencias será el sector editorial. "Hemos visto a editores de libros que en lugar de imprimirlos publican capítulos en stories de Instagram a través de Unfold".

¿Un reto? Mandar mensajes que importen a través de Instagram. "Vamos a intentar buscar otras narrativas. Queremos mandar a influencers a zonas donde haya historias con un valor social importante. Estamos intentado darle la vuelta a lo superficial".

Más información