Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nathalie Seseña y ‘Pepe’, el perro artista

Nathalie Seseña baila con 'Pepe' en La Casa Encendida, a la que suele ir porque se permite entrar con mascota.

LA ACTRIZ Nathalie Seseña danza con su perro, Pepe, en la terraza de La Casa Encendida, en Madrid. No es la primera vez que interpretan una coreografía juntos. En 2013, bailaron en uno de los ascensores transparentes del Museo Reina Sofía. El espectáculo formaba parte de una performance que organizó ese año la coreógrafa griega Denise Perdikidis por el Día Internacional de la Danza. “Desde que llegó a casa, Pepe comprendió perfectamente que iba a llevar vida de artista”, bromea la intérprete madrileña. Conocida por su papel de Berta Escobar en la serie La que se avecina, asegura que va con su mascota incluso a los rodajes. “Tengo la suerte de que en la televisión siempre me dejan llevarlo”.

Seseña, que ha militado en el movimiento animalista Capital Animal, adoptó a Pepe hace cuatro años en la perrera de Sevilla. En realidad, respondía al nombre de Carlitos, pero a ella le parecía muy largo y complicado, así que decidió cambiárselo por Pepe. El perro ya tenía un año y medio, pero resultó ser muy bueno. “Casi no tuve que educarlo”.

La actriz, de 49 años, convive también con tres gatos adoptados: Mari Flora, Luisito y Oli. “Tener un animal de compañía es una fuente de felicidad y alegría para mí”, confiesa. “Ha sido un descubrimiento ver cómo se relacionan y se respetan entre los cuatro. Ya quisieran muchas personas tener su comportamiento”. Con sus animales se siente rodeada de amor, diversión y mucho aprendizaje, y reivindica el respeto de la especie humana hacia todas las demás. “¡No somos superiores!”.

'Pepe' posa en la terraza del centro cultural madrileño.