Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La ESA desconoce si la nave de ExoMars se ha estrellado

El módulo 'Schiaparelli' falló en los últimos segundos del aterrizaje y no emite señales

Los responsables de la misión ExoMars aún no saben si el módulo de aterrizaje en Marte se ha estrellado y desconocen qué probabilidades hay de que esto haya ocurrido.

"Es muy difícil saber si ha sucedido, aún no podemos confirmar en qué condiciones aterrizó; estamos analizando aún la información, pero no tenemos ningún dato desde la superficie", reconoció Andrea Accomazzo, responsable de operaciones, a preguntas de los periodistas durante una rueda de prensa ofrecida esta mañana en el Centro de Control de la Agencia Espacial Europea (ESA) en Darmstadt (Alemania).

Los ingenieros han analizado durante toda la noche los datos de telemetría de Schiaparelli recibidos por su "nave nodriza", el Orbitador de Gases Traza, TGO. De acuerdo con esos datos se sabe que la nave entró correctamente en la atmósfera de Marte y las primeras fases del aterrizaje funcionaron bien. El escudo térmico frenó la caída y se desprendió después según lo previsto y los paracaídas también se desplegaron a tiempo, según Accomazzo. Las lecturas comienzan a desviarse de "lo esperado" en el momento de desenganche de los paracaídas. A partir de entonces "la nave no se comportó como debía", ha detallado.

La siguiente fase de aterrizaje, el encendido de los cohetes, no fue correcta. "Sabemos que los cohetes se encendieron, pero durante menos tiempo de lo que debían, unos dos o tres segundos, y no sabemos si se encendieron todos los cohetes", ha dicho Accomazzo. La ESA está segura de que la nave ha tocado tierra, pero no hay ninguna transmisión de ella desde la superficie.

Esta era la maniobra de aterrizaje prevista para la nave de Exomars. pulsa en la foto
Esta era la maniobra de aterrizaje prevista para la nave de Exomars.

La sonda orbital de la NASA MRO sobrevoló ayer y hoy pasadas la zona de aterrizaje del Schiaparelli. La sonda europea estaba programada para encenderse y enviarle todos los datos del descenso. Los ingenieros de la ESA han informado hoy de que MRO no recibió ninguna comunicación ni ayer ni esta madrugada.

Tanto la MRO como su homóloga europea Mars Express seguirán intentando establecer comunicación con Schiaparelli en los próximos días. También existe la posibilidad de intentar forzar una comunicación reiniciando el transceptor con el que Schiaparelli emite y recibe datos, aunque eso supone un consumo extra de las baterías del módulo, diseñadas para durar en torno a una semana.

"Sabemos que los cohetes se encendieron, pero durante menos tiempo de lo que debían, unos dos o tres segundos, y no sabemos si se encendieron todos los cohetes"

Los responsables de la misión van a seguir analizando los datos de telemetría intentando averiguar qué le ha sucedido a su nave, aunque es "difícil predecir" si lo conseguirán, ha reconocido Accomazzo. "Mi corazonada es que vamos a entender lo que ocurrió", ha explicado después.

Esta situación pone en duda la viabilidad de toda la misión ExoMars, un proyecto conjunto de la Agencia Espacial Europea (ESA) y la rusa, Roscosmos,  con un presupuesto de unos 1.300 millones de euros y cuyo objetivo es buscar vida en Marte. El módulo Schiaparelli debía probar las tecnologías de aterrizaje necesarias para llegar a Marte con un vehículo de exploración móvil en 2021

"La próxima semana" habrá una revisión de la situación y "veremos cuánto dinero más habrá que solicitar a los estados miembros" de la ESA para seguir adelante con el proyecto, ha dicho Jan Woerner, director general de la agencia. La ESA aglutina a 22 países europeos, incluida España.

En 2003, la sonda orbital Mars Express llevaba consigo el módulo de aterrizaje británico Beagle 2, que se perdió durante el aterrizaje sin que se supiera más hasta el año pasado. Hasta ahora solo EE UU había conseguido aterrizar con éxito en este planeta. En 1971, la extinta URSS consiguió posar una nave en la superficie del planeta, pero la comunicación con la Mars 3 sólo se mantuvo durante 15 segundos.

Más información