Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Errores que un hombre no debe cometer en una 'app' para ligar

El emoticono más eficaz, la foto que nunca hay que poner, cómo hay que empezar la conversación...

Errores que un hombre no debe cometer en una 'app' para ligar

“Una de cada dos parejas se conoce por Internet”, dice un reciente estudio de la Universidad de Stanford. Y el porcentaje sigue creciendo gracias a las aplicaciones para móviles, que han convertido el dating (ligar) en un compañero de juego. La estrella es, sin duda, Tinder, una herramienta que te permite contactar con personas compatibles que se encuentran en tu radio de acción. Cada mes, es utilizada por unos 50 millones de usuarios, entre ellos celebrities como Leonardo DiCaprio, Ashton Kutcher, Lindsay Lohan o Britney Spears.

Pero, aún siendo la aplicación líder, Tinder tiene un buen montón de competidoras. Por ejemplo, Adopta un tío, que usa más filtros y aumenta las posibilidades de acierto. O OKCupid, que realiza búsquedas por afinidad psicológica. Badoo, la app “para conocer gente”, tiene hasta sala de chat común, y Mixxxer, que funciona con GPS, está orientada al sexo rápido. Y para viajar, quizá la mejor es Lovoo, dotada con un localizador ágil y preciso.

Elijas la aplicación que elijas, tómatelo con calma. Ten en cuenta que en el ciberespacio es tan difícil ligar como en la calle, pero es más fácil quedar como un patán. Por eso, vamos a darte unos consejos sobre lo que no debes hacer en estas redes si quieres triunfar. El resto es cosa tuya.

1. No descuides tu foto de perfil
La foto de perfil es lo primero que se mira. Y, muchas veces, lo único que se mira. Según un estudio de la Universidad de California, las usuarias no escogen a los más guapos, sino que se fijan en detalles como el gesto o la forma de vestir.

Me horrorizan las fotos de perfil donde los hombres aparecen descuidados o sin camisa, pero también los que salen demasiado maqueados”

Nicola, usuaria bloguera que prefiere no revelar su verdadera identidad, afirma sobre tema: “Me horrorizan los hombres descuidados, o los que aparecen sin camisa, pero también los que salen demasiado maqueados”. Descarta también las fotos en compañía de mujeres, animales y niños, así como las imágenes oscuras, photoshopeadas o de hace más de tres años. El experto en redes sociales Guillermo López, de la agencia Vida Austera, cree que “poner fotos falsas sólo tiene sentido si lo que buscas es chatear y tontear, de otro modo la careta se te caerá tarde o temprano”.

2. No empieces con piropos
Soltar un simple “hola” es bastante seco, y un “hola, guapa”, demasiado florido. Mejor arrancar con un “hola, ¿qué tal tu día?” y romper el hielo con asuntos cotidianos. Como dice Guillermo López, “empezar con piropos suena falso y hablar del físico a ellas les aburre porque lo hacen todos. Lo importante es quedarse justo en medio”.

Nicola pone el contrapunto femenino: “Si hay algo que te ha gustado de ella, puedes decírselo con naturalidad. Pero procura no mentar las zonas erógenas, porque a pocas mujeres les gusta que hables de sus pechos a las primeras de cambio”. Por otro lado, no conviene utilizar una estrategia fija, es mejor adaptarse a la otra persona y charlar animadamente, pero sin faltar.

Si hay algo que te ha gustado de ella, puedes decírselo con naturalidad. Pero procura no mentar las zonas erógenas, porque a pocas mujeres les gusta que hables de sus pechos a las primeras de cambio”

Tampoco es recomendable enviar fotos de determinadas partes del cuerpo. “Lo que más me desagrada de las aplicaciones de citas es que me envíen fotos del pene”. Esta frase es de Nicola, pero la comparten la práctica totalidad de las mujeres. Por muy bien dotado que estés, si juegas esta carta tienes todos los puntos para ser bloqueado. Guillermo López solo recomienda enviar imágenes del cuerpo “si te las piden". Y añade: "Pero aún así puede ser una trampa, porque las fotos amateurs no pueden competir con las imágenes de modelos que vemos constantemente en publicidad. Es mejor decir que no tienes fotos y quedar para verse en persona”.

3. No vayas de chulo
A veces, el hombre se pasa de listo, bien por inseguridad o bien por exceso de ego. Nicola se queja de que “hay muchos hombres prepotentes, que van de castigadores, como si cuestionaran tu inteligencia y tuvieras que pasar un examen porque tienes mucha suerte de que se hayan fijado en ti. Son cansinos”. El psicólogo y sexólogo Esteban Cañamares arroja un consejo: “Es importante ser auténtico, porque la naturalidad es fundamental en estas cosas, sobre todo si buscas pareja estable”. Incluso puedes reconocer con humor algún pequeño defecto, cosa que te humaniza y te hace ganar puntos.

4. No escatimes emoticonos

Me irritan mucho los hombres que dicen que quieren quedar y en realidad sólo buscan cibersexo o pasar el rato”

Una encuesta de la web Singles in America señala que los solteros que utilizan emoticonos en sus mensajes de texto tienen más relaciones sexuales que los demás. Un 35% de los encuestados considera que estas caritas otorgan personalidad a quien las usa y, según la antropóloga Helen Fisher, “expresan los sentimientos de forma más sencilla que la palabra en un medio en el que es difícil expresarse”. Por eso, no debes ser tacaño con los emoticonos. Ten presente además que, aunque los hombres utilizan más los “besos” y la carita con corazones en los ojos, las mujeres prefieren el clásico “smiley”.

5. No seas impaciente

Pocas cosas hay menos morbosas que un hombre desesperado, que suelta tropecientos “¿estás?” si no recibe respuesta inmediata. Así que tómate una tila, muérdete las uñas, súbete por las paredes, pero deja que la chica conteste cuando buenamente quiera.

6. No hables de sexo durante los primeros contactos
La ansiedad y la cercanía emocional hacen que muchos hombres hablen de sexo antes de tiempo. Craso error, pues en estas apps el sexo está siempre latente y si se verbaliza debe ser de forma natural, en sintonía con la conversación. El sexólogo Esteban Cañamares recomienda: “Se tienen que ir metiendo picardías entre líneas, ser sutil y seductor, decir cosas como que hay que disfrutar de la vida y relajarse… Nada explícito”.

7. No te pongas pesado
“Lo peor que se puede ser en este mundo es un coñazo”, dijo Michi Panero. Y no le faltaba razón al irónico escritor. El chat está para divertirse y conocerse, no para contar tu vida y milagros. Nicola considera: “Es un fallo tanto preguntar demasiado como hablar mucho de uno mismo. Me gusta que haya un juego equilibrado e ingenioso”. Y si te rechazan, no te pongas plasta, porque sólo conseguirás que te descarten. Tómatelo con deportividad y con humor. Si te sirve de consuelo, un reciente artículo del New York Times asegura que en Tinder te dan las mismas calabazas que en la vida real: por cada 12 ligues, hay 988 rechazos.

8. No te eternices
Las aplicaciones de citas deberían ser un medio para quedar con gente, no un fin en sí mismo. Por eso, Nicola habla de su experiencia: “Me irritan mucho los hombres que dicen que quieren quedar y en realidad sólo buscan cibersexo o pasar el rato”. Si hay conexión, lo ideal es chatear una horita, intercambiar números de teléfono y tratar de verse en persona lo antes posible. Porque si te haces mucho de rogar, la chica se convertirá en calabaza".

9. Y, por favor, no mientas
Un estudio de GlobalWebIndex dice que el 42% de los usuarios de Tinder están casados o tienen una relación. Y es que la mentira campa a sus anchas en las apps de contactos, pese a que, evidentemente, si te pillan mintiendo te van a bloquear ipso facto. El especialista en redes sociales Guillermo López apunta: “Es un error sobredimensionar la información, porque aunque conectas con más usuarias, el éxito es muy bajo debido al desajuste entre el perfil y la realidad”.

Sigue leyendo (pincha la foto)...

Puedes seguir ICON en Facebook, Twitter, Instagram,o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información