Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Michael Douglas: “El sexo oral me causó el cáncer”

El actor revela a 'The Guardian' que el tabaco no fue el responsable de su enfermedad de garganta, sino el virus del papiloma humano

La estrella de Instinto básico, Michael Douglas, ha revelado en una entrevista en The Guardian que el cáncer de garganta que le diagnosticaron hace tres años lo contrajo al practicar sexo oral. El actor de Hollywood, recientemente aclamado por su papel en Behind the candelabra, junto a Matt Damon, ha explicado abiertamente los antecedentes de su enfermedad, que en un principio se llegó a pensar que era mortal. "No, no me arrepiento de haber fumado y bebido. El cáncer que yo tenía lo causó el virus del papiloma humano, que viene en realidad del cunnilingus", ha revelado el actor al diario inglés.

El marido de Catherine Zeta Jones ha reconocido que pensó que el estrés pudo ayudar a desarrollar la enfermedad. "Me preocupé por si el encarcelamiento de mi hijo desencadenó el cáncer. Pero lo cierto es que es una enfermedad de transmisión sexual. Y si la tienes, el cunnilingus también puede ser la mejor cura", ha ironizado.

A Douglas, de 68 años, le diagnosticaron el cáncer en agosto de 2010, después de muchos meses con malestar en la garganta. Tras pasar por varias consultas, el actor se fue a ver al médico de un amigo en Montreal. "Siempre recordaré la expresión de su cara al decir 'necesitamos un biopsia", ha contado. Según el actor, tenía un tumor del tamaño de una nuez debajo de la lengua "que ningún otro especialista había visto previamente".

Cuando el doctor tuvo los resultados le diagnosticó un cáncer en la cuarta etapa (la quinta es, directamente, la muerte). A partir de entonces se embarcó en un tratamiento feroz: ocho semanas de quimioterapia y radiación. Y perdió 20 kilos porque se negó a utilizar un tubo de alimentación a pesar de que tenía el paladar quemado. "Fue un camino muy difícil. La cantidad de quimioterapia que estaba recibiendo aniquilaba también lo que estaba bien, y eso me debilitó", cuenta.

El tratamiento funcionó y el actor lleva más de dos años sin rastro de la enfermedad. Ahora debe hacerse chequeos cada seis meses. "Pero este cáncer no se reproduce en el 95% de los casos", asegura. Se piensa que el VPH, el virus de transmisión sexual más conocido como causa de cáncer de cuello uterino, anales y verrugas genitales, puede ser responsable de una proporción creciente de los cánceres orales.

© The Guardian