Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

George Clooney, detenido por protestar ante la Embajada de Sudán en EE UU

El actor y su padre fueron esposados y acusados de "desobediencia civil"

FOTOGALERÍA
George Clooney, arrestado por la policía AFP

George Clooney ha sido detenido esta mañana, acusado de desobediencia civil, a las puertas de la Embajada de Sudán en Washington. El actor se manifestaba en contra de la escalada de violencia en el país africano, que amenaza a más de medio millón de personas.

“Solo trato de llamar la atención, porque la atención es el único modo de conseguir que pasen cosas”, ha dicho el intérprete. Luego ha sido esposado e introducido en un furgón policial. Clooney, con vaqueros, chaqueta azul y barba de tres días -con la que se le ha visto por la capital de Estados Unidos desde que el martes aterrizara de Sudán-, se ha mostrado tranquilo y no ha perdido su sonrisa en ningún momento. La estrella ha reiterado sus palabras cuando ha sido puesto en libertad, tras poco más de tres horas en prisión.

Solo trato de llamar la atención, porque la atención es el único modo de conseguir que pasen cosas”

George Clooney

A primera hora de la mañana, medio centenar de personas se ha congregado frente a la embajada para exigir al presidente de Sudán, Omar al-Bashir, el cese inmediato del bloqueo que impide que llegue ayuda humanitaria y alimentos a los habitantes de la frontera con Sudán del Sur. Entre los que protestaban se encontraban también el padre del actor, Nick Clooney -profesor en American University-, varios miembros del Congreso y otros activistas y defensores de los derechos humanos.

La policía ha esperado a que terminaran los discursos que los políticos han dirigido a los manifestantes, desde las escalinatas de la Embajada, para instarles a abandonar el lugar. Al negarse, los agentes han procedido a colocar esposas de plástico a los líderes de la concentración. La detención se ha desarrollado de manera pacífica entre los ánimos de los congregados cada vez que un arrestados se abría paso entre las cámaras de televisión para entrar al furgón policial, y los gritos que pedían "Corte Penal Internacional para Bashar"

El actor lleva una semana en Washington explicando la situación que se vive en la zona de la que regresó el martes pasado. Ayer estuvo con el presidente Barack Obama al que pidió que convenza al gobierno de China para que se una a la presión internacional para que el gobierno sudanés permita que entre la ayuda en la frontera sur del país para paliar la hambruna.

“Gracias Clooney”

Clooney sabía al llegar a la Embajada que iba a ser detenido -en EE UU está prohibido hacer concentraciones en la vía pública-, esa era su intención. Una imagen suya esposado forzosamente iba a dar la vuelta al mundo y, tal y como ha indicado a los medios antes de ser arrestado, lo que pretende con ella es que el mundo no se olvide de una tragedia humanitaria que lleva enquistada más de 15 años. Algo que agradece Niemat Ahmadi, que huyó de Darfur en 2007. “Gracias a George Clooney y al resto de líderes que han estado hoy aquí sé que hay más esperanzas de captar la atención de la comunidad internacional”, ha comentado Ahmadi aferrada a un cártel que pedía justicia para las víctimas de Bashir.

Ahmadi es miembro de la asociación United to End Genocide, una de las organizaciones que han participado en la manifestación. Sabe que hay otros conflictos, como el de Siria o Irán, que en la actualidad polarizan el interés político y mediático pero no pierde la esperanza. Su pueblo, dice, lleva sufriendo desde julio un incesante bombardeo de aldeas, escuelas, iglesias y mezquitas y cada vez le resulta más difícil contactar con sus familiares que siguen allí. USAID, la Agencia de Estados Unidos para la Ayuda al Desarrollo, ha alertado de que la crisis alimentaria que se vive en las montañas de Nuba, en la frontera entre Sudán y Sudán del Sur, puede empeorar ya que al bloqueo humanitario que está imponiendo Bashir se le une el periodo de lluvias.

Datos del conflicto

  • Según Naciones Unidas, los ataques del presidente de Sudán, Omar al-Bashir, afectan a más de 500.000 personas.
  • Bashir ha bloqueado la entrada de medicinas, alimentos y demás ayuda humanitaria.
  • Los bombardeos de Bashir en el sur del país han provocado el desplazamiento forzoso de cientos de miles de personas.

Clooney ha sido testigo directo de esta situación. La semana pasada estuvo en la zona y el miércoles ante el Senado denunció que había visto niños con los miembros despedazados y aldeanos refugiados en cuevas para protegerse de las bombas y de las redadas de las guerrillas. El actor prepara junto a John Prendergast, cofundador de Enough Project, una ONG creada para luchar contra el genocidio y los crímenes de la humanidad, un documental sobre el tema. En él se muestra la violencia que sufren los civiles por parte de las Fuerzas Armadas sudanesas, que llevan a cabo bombardeos aéreos en las montañas de Nuba con fines de limpieza étnica, según denuncia el actor.

"Vamos a continuar haciendo vídeos para que puedan estar disponibles para la gente. Sudán tiene una infraestructura de ayudas mucho más fuerte que otras zonas deprimidas. Se ha mantenido a través de los años, pero nuestro trabajo es ampliar su presencia y su importancia", comentó la estrella antes de ser detenida.

Más información