Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Sentencia del 'caso Bono'

El Gobierno destaca que la sentencia del 'caso Bono' certifica que no hubo consignas políticas

El PP reta a Zapatero a tener la "gallardía" de comparecer en el Parlamento

Tras conocerse la sentencia que condena a prisión a tres policías por la "detención ilegal" de dos militantes del PP implicados en el llamado caso Bono, el Gobierno destaca que el fallo certifica que no hubo directrices políticas para esas detenciones. Así lo ha afirmado hoy José Antonio Alonso -titular de Interior cuando se produjeron los hechos- después de que la vicepresidenta, María Teresa Fernández de la Vega, anunciara que el Gobierno recurrirá la sentencia porque no comparte su contenido. Por su parte, el PP reta a Zapatero a tener la "gallardía" de comparecer en el Parlamento.

En declaraciones en los pasillos del Congreso, el ministro de Defensa, José Antonio Alonso, ha destacado la sentencia de la Audiencia Provincial de Madrid, que condena a penas de prisión a tres policías que detuvieron "ilegalmente" a dos militantes del PP por los incidentes ocurridos en la manifestación en la que fue increpado José Bono, deja claro que no hubo "ni la más mínima orden o implicación política" y, por tanto, "que el Gobierno ha dicho siempre la verdad y que el PP ha mentido siempre, porque siempre ha sostenido que hubo detenciones políticas, y eso no es cierto". En ese mismo sentido ha abundado el jefe del grupo socialista en el Congreso, Diego López Garrido, en declaraciones a la Cadena SER.

También el actual ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha resaltado la sentencia de la Audiencia de Madrid "refuta definitivamente" la acusación del PP de que hubo "instrucciones" del Gobierno. "Ese es el núcleo político de la cuestión, unas acusaciones del PP que la propia sentencia dice que carecen de fundamento", ha recalcado Rubalcaba, que ha confirmado que el Gobierno la recurrirá porque "creemos que no está bien fundamentada, nos parece que no es una sentencia que se ajuste a derecho".

Por otro lado, Alonso ha restado valor a la petición del PP para que presente su dimisión, ya que era ministro de Interior cuando se produjeron los hechos. Alonso ha dicho que los populares han pedido su renuncia "decenas de veces" ya que es su "táctica política". Finalmente, ha opinado que el delegado del Gobierno en Madrid, Constantino Méndez, presentó su dimisión "en un acto de dignidad política que le honra, aunque la propia sentencia reconoce que no tiene ningún tipo de responsabilidad personal".

No obstante, el PP sí aprecia responsabilidades del Gobierno en el caso y ha pedido la comparecencia del presidente, José Luis Rodríguez Zapatero, en el Congreso. El portavoz parlamentario popular, Eduardo Zaplana, ha apelado a la "gallardía" del presidente para acudir a la Cámara Baja a explicar el asunto. Para el PP, el jefe del Ejecutivo "tiene que dar la cara en el Parlamento" ante un hecho de "tanta gravedad". Igualmente, ha reiterado que Alonso "no tiene otra salida" que dimitir y no hacer un "ejercicio de cobardía".

Recurso a la sentencia

Ayer, la vicepresidenta ya destacó que "la sentencia deja meridianamente claro que no hubo instrucción política y que se ha tratado por tanto de una actuación profesional", aunque, eso sí, entiende el Gobierno que dicha actuación fue "valorada judicialmente de una forma de la que discrepamos", por lo que anunció que será recurrida. Con respecto a la dimisión de Méndez, dijo que, en comparación con anteriores etapas, ahora "el Gobierno asume las responsabilidades y tiene otra forma de hacer política".