_
_
_
_
_

Martin Sander: Ford planea seguir produciendo en Valencia durante “muchos años”

El director de la división de coches eléctricos de Ford advierte de que se necesitan “compromisos fuertes” de Bruselas y las capitales para lograr la implementación total del vehículo eléctrico en Europa en una década

Ford Almussafes
Cadena de montaje en la fábrica en Ford en Almussafes (Valencia)Mònica Torres
Silvia Ayuso

Pese al Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) vigente hasta finales de este mes, Ford asegura que cuenta a largo plazo con su planta en Almussafes. “Valencia es una gran planta, estamos produciendo el Kuga y planeamos hacerlo muchos años (…) está muy alto en nuestra agenda”, ha asegurado este miércoles en Bruselas el director de la división de coches eléctricos de Ford, Martin Sander, que ha pedido a la par un “compromiso fuerte” de los gobiernos europeos para impulsar los vehículos eléctricos en la próxima década, una tarea en la que, advierte, los países del sur tienen que apretar más aún el paso.

Los trabajadores de la planta valenciana están a la espera de conocer los planes de Ford, que en febrero aseguró que estaba “trabajando en una alternativa para solucionar el problema” de la falta de modelos en la fábrica de Valencia, “ante la incertidumbre que genera el coche eléctrico en la actualidad”.

Unas dudas que todavía no se han solucionado y que son las que están ralentizando la decisión sobre Almussafes, ha reconocido Sander, que no obstante asegura que hay futuro para esta planta. “Hace poco más de un año realizamos un estudio y decidimos que Valencia sería nuestra primera prioridad para implementar otra plataforma electrificada de Ford en Europa”, ha recordado ante una pregunta de este diario. “No hemos tomado una decisión final aún, pero estamos trabajando en varias propuestas y creo que vamos a tomar una decisión en un futuro no muy lejano”, ha agregado.

En la decisión, ha precisado, tendrán que entrar diversas variables que no dependen exclusivamente de la planta valenciana sino, como viene diciendo Ford, de la situación ante la “ralentización” de los coches eléctricos en toda Europa, que les ha hecho a las automotrices “revisar en general” sus planes. “¿Cuál es el momento adecuado para comprometernos con otra plataforma eléctrica? ¿Y a qué volumen aspiramos? ¿Cuál es el precio al que podemos aspirar para un producto que planeamos traer a Europa?”, ha enumerado Sander las variables que se siguen estudiando en relación con Almussafes.

“Por eso no tenemos prisa”, ha explicado el alemán, que ha recordado que para los próximos años inmediatos, Ford tiene una oferta “sólida” de modelos. “Pero por supuesto, vendrá el momento de tomar la decisión sobre la próxima generación de productos y, por supuesto, entonces Valencia estará muy alto en la agenda”, ha insistido.

Para el directivo de Ford, el futuro pasa, sin duda alguna, por el vehículo eléctrico. “Estamos comprometidos con la movilidad eléctrica en Europa, sobre todo porque no hay alternativa válida a la movilidad eléctrica, es la mejor tecnología” para responder en el futuro inmediato a las necesidades de conductores y de respeto al medio ambiente, ha asegurado.

Pero para que 2035, fecha acordada para poner fin a los motores de combustión, pueda ser también el momento en que los vehículos eléctricos sean mayoría en Europa, se necesitan “compromisos” fuertes de las autoridades europeas y nacionales, sobre todo para garantizar que la red eléctrica estará lista y que se cuentan con suficientes puntos de carga para que estos coches sean la mejor alternativa para los consumidores en solo una década. Algo en lo que, sobre todo el sur de Europa, anda bastante retrasado, alerta: “En toda Europa hay que acelerar bastante significativamente la velocidad” de implementación de puntos de carga, pero en el sur “algo más drásticamente”, puesto que, si en países como Noruega o Suecia están ya en torno al 30%, en la penetración en España o Italia es de apenas 5%, según Sander.

El principal “desafío” para una implantación total de los vehículos eléctricos en 2035 “no son los coches, nosotros tendremos una amplia oferta de coches eléctricos, también asequibles. Y no es necesariamente tampoco la fuente de energía (…) el gran desafío es la red, extender los cables y todo lo que se necesita para que los vehículos eléctricos puedan recibir energía (…) y la velocidad de implementación de nuevos puntos de carga no es buena en general en Europa”, ha recalcado.

Sigue toda la información de Economía y Negocios en Facebook y X, o en nuestra newsletter semanal

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites
_

Sobre la firma

Silvia Ayuso
Corresponsal en Bruselas, después de contar Francia durante un lustro desde París. Se incorporó al equipo de EL PAÍS en Washington en 2014. Licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid, comenzó su carrera en la agencia Efe y continuó en la alemana Dpa, para la que fue corresponsal en Santiago de Chile, La Habana y Washington.
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas
Rellena tu nombre y apellido para comentarcompletar datos

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_