Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

S&P sube el rating de España pese al bloqueo político

Es la primera mejora que otorga la agencia estadounidense a la deuda española desde marzo de 2018

En foto, un hombre pasa delante de la sede de Standard & Poor's en Nueva York. En vídeo, Nadia Calviño habla sobre la calificación de S&P.

La agencia de calificación de deuda Standard & Poor's (S&P) ha mejorado este viernes la nota de la deuda española al elevarla desde un A- hasta una A. Se trata de la primera mejora de esta firma desde marzo de 2018 y supone situar la calificación de los bonos españoles al nivel que estaban en 2012. Esta revisión positiva llega pese a la paralización política española y a la incertidumbre sobre las próximas elecciones.

“A pesar del bloqueo político, el crecimiento del PIB español debería continuar superando la media de la eurozona durante el periodo 2019-2022, a la vez que la posición presupuestaria y el saldo exterior siguen mejorando”, sostiene el informe que justifica la mejora y que deja la perspectiva en estable. Es decir, que no prevé una nueva subida de la calificación en un horizonte próximo.

S&P añade que “un crecimiento económico más equilibrado y la mejora de la posición fiscal están permitiendo una reducción más firme de la ratio de deuda pública sobre PIB”. Según sus previsiones, el déficit de las Administraciones acabará este año en el 2% del PIB, una cifra acorde con el último anuncio del Gobierno.

Además, la agencia destaca que la deuda privada también se reduce. Y que la política monetaria del BCE está favoreciendo el pago de los intereses, tanto de la deuda pública como de la privada.

Resistencia al freno

El documento pone también enfásis en que la economía española está mostrando resistencia en medio la ralentización de la eurozona, el declive del comercio internacional y la perspectiva de un Brexit sin acuerdo.

No obstante, la compañía recuerda que la ausencia de una mayoría clara para el próximo Gobierno puede terminar dañando el crecimiento a medio y largo plazo. El motivo: que impedirá que se hagan reformas para reforzar la solvencia de las cuentas públicas y para bajar la elevada tasa de desempleo. El informe también señala que las tensiones en Cataluña persistirán.

“Podríamos elevar la calificación de España si la consolidación fiscal se acelera [...], resultando en un recorte de la deuda gubernamental por debajo del 80% del PIB”, afirma. Aparte de S&P, otra agencia, DBRS, ha publicado este viernres su última evaluación de la deuda española. Esta firma mantiene la calificación de A. No obstante, sí que mejora la perspectiva desde estable a positiva.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >