Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El precio de la vivienda subió un 6,7% en 2018, la mayor alza desde 2007

El índice elaborado por el INE se sitúa en su nivel más alto desde 2011, aunque aún lejos de los precios de la burbuja

Edificio de viviendas en construcción en Barcelona.
Edificio de viviendas en construcción en Barcelona.

El precio medio de la vivienda en España se incrementó una media del 6,7% a cierre de 2018, marcando la mayor subida desde 2007 y encadenando cinco años consecutivos de incrementos, según el índice de precio de la vivienda que elabora el Instituto Nacional de Estadística. La vivienda nueva subió un (6,4%), un poco menos que la de segunda mano (6,8%), que marca también el mayor acelerón desde el estallido de la burbuja inmobiliaria en 2008. Con esta subida, el índice (que representa el precio de la vivienda) se coloca en su nivel más alto desde 2011, aunque está significativamente por debajo de los máximos alcanzados antes de la crisis.

VARIACIÓN DEL PRECIO DE LA VIVIENDA LIBRE

En % sobre el año anterior

Fuente: Instituto Nacional de Estadística.

Entre 2008 y 2013, el precio de la vivienda libre registró descensos anuales de distinta intensidad: del 1,5% en 2008, del 6,7% en 2009, del 2% en 2010, del 7,4% en 2011, del 13,7% en 2012 y del 10,6% en 2013. No fue hasta 2014 cuando el precio de la vivienda libre volvió a tasas positivas, con un repunte anual medio del 0,3%, que en 2015 se aceleró hasta el 3,6%, en 2016 hasta el 4,7%, en 2017 hasta el 6,2% y el año pasado hasta el 6,7%. Es el mayor, por tanto, desde que en 2007 comenzó a elaborarse este índice. Aquel año, considerado el más álgido de la burbuja, el precio de la vivienda libre experimentó un crecimiento del 9,8%.

Por tipo de vivienda, el precio de la de segunda mano aumentó un 6,8% el año pasado, registrando su mayor crecimiento desde el ejercicio 2007. En el caso de las viviendas nuevas, su precio avanzó una media del 6,4% en 2018, cinco décimas menos que en 2017. En cualquier caso, la vivienda de nueva construcción encadenó cinco años al alza.

ÍNDICE DEL PRECIO MEDIO

Base 100 = 2015

Fuente

Con estas subidas, el índice del precio de la vivienda, un indicador que nació en 2015 y cuya base 100 está precisamente en ese año, se coloca en 118,595 puntos. Es decir, lo que en 2015 costaba 100, hoy cuesta 118,6. Es el nivel más alto que registra este índice elaborado por el INE desde 2011, cuando se situó en 124,8 puntos. En el primer año de referencia, 2007, el índice estaba en su cota más elevada, con 149,6 puntos.

Madrid, la mayor subida

Por comunidades, Madrid fue también la región que registró una mayor subida media de los precios en 2018, con un 10,2%, especialmente por el tirón de la vivienda usada, que se encareció un 10,9% respecto al año anterior. La nueva subió un 6,4%. Pese a ser elevados, las tres cifras son inferiores a las registradas el año anterior. En Cataluña, la subida en términos generales fue del 8,8%, bastante pareja entre las viviendas nuevas y usadas y, de nuevo, inferior a la registrada en 2017. Ceuta y Melilla también registraron subidas elevadas, del 8,5 y del 7,8%, respectivamente.

Por el contrario, Extremadura y Castilla-La Mancha fueron las que menores crecimientos experimentarios. En la primera la vivienda libre se encareció como media un 1,9% y en la segunda un 2,4%. Esas diferencias se aprecian también en el índice. Mientras que en Extremadura y Castilla-La Mancha apenas llega a 104 puntos (es decir, que los precios apenas han subido desde 2015, que es el año que se toma como referencia en base 100), en Madrid ya está en 133,3 y en Cataluña en 127,5.

Ralentización trimestral

La estadística facilitada este viernes por el INE, que se elabora con datos obtenidos de fuentes notariales, también permite comprobar la evolución trimestral de los precios. Así, en el cuarto trimestre del año pasado estos evolucionaron un 0,4% respecto a los tres meses anteriores. Se trata de la subida intertrimestral más baja desde el último cuarto de 2015 (e igualando con el último de 2016). En cualquier caso, muy lejos de los ritmos, superiores al 2%, que se registraron en los dos trimestres intermedios de 2018. La estadística sugiere, en la línea con lo que apuntan algunos analistas, que se está produciendo una deceleración de precios. Sin embargo, en un año en que se ha experimentado la mayor subida en más de una década, habrá que esperar a ver el arranque de 2019 para ver si la tendencia se mantiene ya que tradicionalmente el cuarto trimestre del año suele registrar menores incrementos que los precedentes.

“Las diferentes estadísticas que miden el mercado residencial muestran cierta moderación de la actividad en los últimos meses del año, que está relacionada con el menor crecimiento económico, del turismo y el contexto internacional”, ha señalado la directora de estudios del portal Fotocasa, Beatriz Toribio, en un comunicado.

Con respecto al tercer trimestre del año, los precios cayeron en ocho comunidades. En Extremadura la contracción fue del 0,9%, en Navarra del 0,6% y en Murcia del 0,2%. En un descenso del 0,1% se situaron Asturias, Baleares, Castilla y León, Madrid y País Vasco. Es especialmente llamativa la caída en la región de la capital. Aunque sea leve, no se registraba un trimestre negativo en la Comunidad de Madrid desde 2013.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >