Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Zara y El Corte Inglés dan el pistoletazo de salida a las rebajas un día antes

Los grandes grupos arrastran al comercio a avanzar una jornada los descuentos estivales para no coincidir con la operación salida de julio

Rebajas de verano 2017
Clientes en el primer día de rebajas de unos grandes almacenes de Sevilla

Este año no han esperado al 1 de julio. Los dos grandes grupos del comercio español, los grandes almacenes de El Corte Ingles y las cadenas de Inditex (Zara, Massimo Dutti, Oysho y el resto de marcas del imperio de Amancio Ortega) han inaugurado sus periodos de descuentos veraniegos una jornada antes de lo habitual. Otras empresas como Mango o Cortefiel llevan incluso varios días promocionándolas, por lo que la temporada de rebajas ya es oficialmente una realidad.

En España están liberalizados los periodos de rebajas (desde 2012 que se cambió la ley se pueden realizar cuando deseen las empresas). De hecho, hay comercios que están prácticamente todo el año encadenando periodos de descuentos. Pero a la hora de usar el gancho comercial más potente en el imaginario colectivo de las gangas, "rebajas", los dos grandes jugadores del comercio siempre respetan las fechas tradicionales: el 1 de julio en verano y el 7 de enero en invierno. Este año, sin embargo, el grupo de Zara y El Corte Inglés se han saltado un día esa norma autoimpuesta y ponen el cartel 24 horas antes.

¿El motivo? El 1 de julio cae en sábado, se espera un éxodo de una parte de las familias hacia las playas y zonas de veraneo. Y antes de que esos potenciales clientes se marchen, las tiendas quieren que hagan las compras este viernes.

Rebajas también en el comercio 'online'

El pistoletazo de salida lo dieron las empresas en Internet. El Corte Inglés inauguró los descuentos a las 10 de la noche de ayer. Inditex y sus cadenas, poco antes de las 12 de la noche. Y en la mañana del viernes, las búsquedas de las marcas en Google suben como la espuma. La palabra "rebajas" sigue siendo un imán, a pesar de todo.

Las calles amanecen hoy con carteles en los escaparates. "50% de descuento". "Rebajas". "Hasta el 70% de descuento". Mango, Cortefiel, Desigual, Camper... Algunas se lanzaron hace unos días incluso, en la carrera por ser el primero en captar a los que pasean por las calles comerciales. También el pequeño comercio inicia los descuentos, aunque algunos se mantendrán fieles al 1 de julio. Otras, optan por ponerles nombres especiales: Media Markt celebra el "Red Friday" y Amazon, se reserva al 10 de julio y solo para sus socios, con el "Amazon Primer Day".

De hecho, el adelanto de solo 24 horas ha suscitado algunas críticas. La Confederación Española del Comercio (CEC) prevé que las ventas subirán el 2% de media y hasta el 5% en las zonas de veraneo respecto a las rebajas estivales del año pasado, pero advirtió ayer de que su adelanto por parte de los grandes operadores podría suponer el fin de las mismas incluso ya en 2018.

La gran distribución se ha mostrado optimista de cara al inicio de este periodo de descuentos, impulsado por la recuperación del consumo. Unas rebajas que también se notarán en la generación de empleo, ya que se estima la creación de 155.500 empleos, lo que supone un 7% más que en 2016, según Adecco, que ha resaltado que, un año más, el consumo será el epicentro de esta campaña.

Cuidado con los fraudes y las compras compulsivas

Las asociaciones de consumidores también inician sus particulares campañas de rebajas: en su caso, tratan de advertir a los compradores de los fraudes que a veces se esconden tras las etiquetas. El portavoz de Facua-Consumidores en Acción, Rubén Sánchez, ha alertado del "gran fraude" que existe en temporada de rebajas cuando las grandes superficies "falsean el descuento e inventan que un producto cuesta menos" a pesar de que sigue teniendo el mismo precio o la reducción es muy inferior a lo que están diciendo; una situación que pide regular a las administraciones autonómicas con una monitorización previa del mercado, recoge Europa Press.

Ha insistido en que hay "manipulaciones del etiquetado", de forma que cualquier consumidor que denuncie "un falseo en la rebaja" debe de ponerlo en conocimiento de las administraciones autonómicas de consumo, para que junto a las autoridades competentes monitoricen el mercado.

Por su parte, la asociación OCU aconseja hacer un presupuesto y ver cuáles son las necesidades reales antes de lanzarse a las gangas. Su portavoz, Enrique García, avisa de que "al final pueden salir caras las rebajas si los consumidores se dejan llevar por el entorno, la publicidad y unos precios gancho y compran algo que en verdad no necesitan", informa EFE. Actuar con cabeza, comparar precios antes de decidirse y no dejarse llevar por mensajes de publicidad confusas y engañosas o por el "3x2" si no se necesitan tantas cosas son algunas de las recomendaciones de todas las asociaciones de consumidores.

Más información