Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
iAhorro.com

¿Puede un familiar prestarme dinero gratis (y sin pagar impuestos)?

Tramitar un préstamo familiar según la ley

¿Puede un familiar prestarme dinero gratis (y sin pagar impuestos)?

La respuesta es sencilla: sí. Un familiar puede prestarte dinero al 0% de intereses pero hay que hacerlo bien, siguiendo una serie de pasos para dejar constancia de dicho préstamos. De no hacerlo a ojos de hacienda, ésta puede pensar que se trata de una donación y solicitar el gravamen correspondiente, que varía según la comunidad en la que residas.

¿En qué se diferencia un préstamo de una donación?

El dinero que se recibe a modo de préstamo hay que devolverlo, ya sea con intereses o sin coste añadido. Al hablar de préstamos habitualmente pensamos en los que nos concede el banco pero también pueden ser préstamos, como hablamos en este caso, entre familiares o amigos.

Una donación es un importe material (ya sea en dinero, inmuebles u otro bien) que un individuo dona a otro, sin esperar devolución alguna. Es muy habitual entre familiares, especialmente las donaciones de padres a hijos. Las donaciones tributan según la Ley 29/1978 del Impuesto de Sucesiones y Donaciones. Esta ley constituye un marco general y cada Comunidad Autónoma especificará el alcance y condiciones. Es decir, el Impuestos de Sucesiones y Donaciones variará dependiendo de la Comunidad Autónoma. Lo que paga alguien en Galicia por hacer una donación es diferente a lo que se paga en Madrid.

¿Cómo formalizar un préstamo si es de un familiar?

Vas a comprar una vivienda pero no tienes los ahorros suficientes. Te conceden una hipoteca por el 80% del precio de tasación pero todavía necesitas el 20% restante y sumando los gastos derivados de la compra (notario, impuestos…) no llegas. Tus padres tienen unos ahorrillos de los que pueden prescindir durante una temporada y se ofrecen a prestártelos para que la compra se efectúe. Este es uno de las situaciones que se pueden dar para necesitar un préstamo de un familiar.

Si estás en un caso parecido formalizar un préstamo entre particulares requiere dar varios pasos.

- Formalizar un documento de préstamo privado en donde se especifiquen las cantidades prestadas, los intereses o la falta de ellos, los tiempos de devolución y sus cuotas.

- Presentar dicho documento ante la Hacienda Autonómica de la ciudad que corresponda.

- Liquidar el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales (ITP) en la oficina que corresponda dependiendo de la comunidad autónoma en la que estés. El ITP no conlleva un pago de impuestos en los préstamos entre particulares ya que están exentos, pero hay que realizar el trámite.

Recomendaciones:

- Realizar tanto préstamo como devoluciones a través de transferencias bancarias

- Guardar comprobantes de las transferencias, tanto del préstamo como de las devoluciones, donde se especifiquen las fechas.

Un seguimiento del proceso con justificantes evita problemas ante hacienda ya que resuelve las dudas sobre si es una donación o un préstamo. Además, en caso de impago se podrá hacer una reclamación formal con la documentación que demuestre dicho préstamo.