Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los fabricantes de coches prevén que las ventas crezcan un 23% en 2015

De las 17 fábricas españolas saldrán 2,6 millones de unidades, un 8,1% más que en 2014

Operarios en la cadena de montaje de la fábrica Seat, en Martorell.
Operarios en la cadena de montaje de la fábrica Seat, en Martorell.

Las ventas de coches aumentarán este año con más fuerza que el pasado. La patronal de fabricantes de automóviles, Anfac, espera que el mercado español crezca un 22,7%, hasta superar ligeramente el millón de turismos, lo que supondría romper ese techo por primera vez desde el año 2008. Si añadimos a esa cifra los de uso comercial e industrial, las previsiones se sitúan en 1,21 millones de vehículos, muy cerca de los 1,3 millones que desde Anfac identifican como "la demanda natural" de España.

La producción también sigue su ascenso y se espera que en 2015 salgan de las 17 plantas de fabricación españolas 2,6 millones de unidades, un 8,1% más que en 2014, cada vez más cerca del objetivo marcado para 2017 de llegar a los tres millones de coches. Las exportaciones están animando la producción española, en 2014 el 85% de los vehículos acabó fuera de las fronteras del país, con Francia (546.083), Alemania (299.855) y Reino Unido (277.885) como principales destinos. En el lado contrario, las consecuencias de las tensas relaciones entre la UE y Rusia a raíz del  veto ruso y la depreciación del rublo, han reducido ostensiblemente las exportaciones a ese país.

La posición de España como fabricante se ha fortalecido hasta situarla como novena productora mundial y segunda europea, tras superar a cierre de 2014 a Tailandia, Rusia y Canadá. El liderazgo mundial sigue correspondiendo indiscutiblemente a China con 23,7 millones de vehículos, más del doble que el segundo, Estados Unidos.

"Desde 2012 el sector del automóvil tiene un rol preponderante dentro de la industria española", ha señalado Mario Armero, vicepresidente ejecutivo de Anfac, en la presentación de la memoria anual de la entidad. Ese papel se mide en cifras: en 2014 el conjunto de marcas de vehículos que operan en España facturó 47.228 millones de euros, un 14,4% más, y su participación en el PIB español creció en 2014 seis décimas hasta situarse en el 7,3%.

Frente a los números positivos que el sector espera obtener este año, la gran preocupación está en la antigüedad del parque de turismos, que no ha dejado de crecer. En 2014 la media de tiempo que cada español esperó para cambiar de coche se situó en 11,3 años, muy lejos de las cifras de 2007, antes de la crisis, cuando las ventas anuales estaban por encima de los 1,6 millones de vehículos y la edad media rozaba los ocho años. Ese año se inició una tendencia que ha llevado a que hoy más de la mitad de los turismos que circulan por las carreteras españolas tengan más de una década.

Más información