Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los costes del despido para las empresas bajan un 23% con la reforma laboral

El descenso medio de lo que cuesta reducir plantilla coge fuerza en el cuarto trimestre

Los costes salariales por trabajador sufren su mayor descenso en 17 años con un 3,6%

La ministra de Sanidad, Ana Mato, y de Empleo, Fátima Báñez.
La ministra de Sanidad, Ana Mato, y de Empleo, Fátima Báñez. EFE

La entrada en vigor de la reforma laboral el pasado febrero ha permitido a las empresas reducir con fuerza el dinero que se gastan en despidos. Según los datos que ha publicado este viernes el INE, el coste medio por trabajador de los despidos ha bajado un 23% en el cuarto trimestre de 2012 con respecto al mismo periodo de 2011. El descenso es el más acusado registrado desde el inicio de la crisis y confirma que cada vez es más barato despedir.

La reforma laboral, que empezó a funcionar en el segundo trimestre, generalizó el contrato con una indemnización de 33 días por año trabajado, facilitó los expedientes de regulación de empleo con 20 días por año y abrió la puerta a los despidos colectivos en la Administración. En los tres primeros meses de aplicación, el descenso en los costes por ajustar plantilla fueron del 12%. En el tercer trimestre, la caída se agudizó hasta el 17% y, en el tramo final de 2012, alcanzó el 23%.

La evolución a la baja en los costes del despido ha tenido lugar al mismo tiempo que se seguía destruyendo empleo en España, que va ya por su sexto año consecutivo de aumento del paro. Sin embargo, mientras los ajustes de plantilla realizados al inicio de los problemas se cebaron en los temporales, más baratos para las empresas en caso de despido, la persistencia de la crisis ha acabado por llevarse por delante también a un buen número de indefinidos. A este respecto es destacable que el mayor descenso de los costes por despido haya tenido lugar mientras los que salían de las empresas eran los que tenían contrato fijo, lo que confirma que el primer efecto de la reforma laboral ha sido el de abaratar el despido pese a que fue concebida para atajar el paro y animar la creación de empleo.

Además del coste medio por trabajador que las empresas destinan a los despidos, también bajan con fuerza las percepciones no salariales, que registran un descenso del 15,6%. Este recorte se explica, añade el INE "por el descenso de las indemnizaciones" y de otras percepciones no salariales como pagos compensatorios, pequeño utillaje, ropa de trabajo o selección de personal.

Fuera del apartado de los despidos, el dinero que las empresas destinan a pagar el salario de sus trabajadores desciende un 3,6% a cierre de 2012 con respecto a un año antes, lo que equivale al mayor recorte de los sueldos en 17 años. La media, según la encuesta del INE, baja a 1.946 euros. Si a esta cantidad se le suman las cotizaciones obligatorias a la Seguridad Social, que ascienden a 569 euros, el coste laboral también cae, un 3,2%, hasta los 2.598 euros de media.

En cuanto a las horas trabajadas, la jornada laboral se reduce un 1%, con lo que el coste laboral por hora desciende en un 2,2%.

Más información