La banca mantiene su adicción al crédito barato del BCE en noviembre

Las entidades siguen pidiendo mucha más liquidez que su peso en el Eurosistema Desde el país se solicitaron 340.835 millones de euros en términos netos

En la imagen, monedas de dos euros recién acuñadas en el Staatliche Muenze en Berlín.
En la imagen, monedas de dos euros recién acuñadas en el Staatliche Muenze en Berlín.EFE

La banca española mantuvo en noviembre su adicción al crédito del Banco Central Europeo, ya que solicitaron al instituto emisor una media de 340.835 millones de euros, lo que es prácticamente lo mismo que soliticitaron en el mes anterior, según ha publicado esta mañana el Banco de España. El recurso al organismo que preside Mario Draghi tocó máximos de toda la era euro el pasado agosto en 388.700 millones de euros en términos netos —la diferencia entre las peticiones de financiación tanto a corto como a largo plazo y los depósitos, que ya no están remunerados—. El motivo fue que la desconfianza en España y la petición del rescate para la banca cerró a cal y canto el acceso de las entidades a los mercados de financiación.

Tras este pico, sin embargo, la apelación neta ha acumulado tres meses consecutivos a la baja al calor de la tregua motivada por el anuncio del plan de ayuda del BCE, aunque en noviembre su descenso se ha frenado al registrar un exiguo recorte del 0,5%, el equivalente a 766 millones. Las peticiones realizadas desde el conjunto del Eurosistema bajaron en la misma proporción. Esto es, prácticamente se quedaron igual.

Según los datos publicados hoy por el Banco de España, las peticiones brutas de las entidades del conjunto de la zona del euro se redujeron un 2,2% en noviembre, hasta 1,124 billones de euros. De esta cantidad, un 32,4% correspondió a las entidades españoles, con lo que su peso sobre el conjunto del Eurosistema creció en 0,6 puntos porcentuales frente a octubre.

En este sentido, pese a la tendencia a la baja de los últimos meses, la apelación española al organismo aún excede con mucho su peso real en el sistema financiero europeo ya que no hay quien preste a los bancos españoles. En concreto, las entidades españolas representan sólo el 10% del total de la banca europea, en función de sus activos y de sus pasivos, según indican las estadísticas del balance agregado de las instituciones financieras monetarias de la zona del euro, excluidos los bancos centrales.

Además, el descenso en las peticiones de crédito al BCE tampoco camuflan que, en los últimos 12 meses, el recurso a la ventanilla de liquidez se ha más que triplicado, lo que denota la adicción de las entidades al crédito de la institución.

Conoce en profundidad todas las caras de la moneda.
Suscríbete
Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS