Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Posible multa de 1760 millones de euros a UBS por manipulación del Libor

Según el diario Financial Times (FT) es probable que el banco tenga que pagar a las autoridades reguladoras de cuatro países para archivar el caso

Una sede de UBS en el centro de Londres
Una sede de UBS en el centro de Londres Reuters

El banco suizo UBS afronta una sanción de unos 1.000 millones de dólares que zanjaría la investigación a la que está sometido por manipulación del tipo interbancario Libor, según informa hoy el diario Financial Times (FT). De acuerdo con el periódico, es probable que el banco tenga que pagar esta cantidad a las autoridades reguladoras de cuatro países para que se archive el caso, algo que podría anunciarse oficialmente la semana próxima.

Según el FT, el UBS ha estado negociando un acuerdo en el que se le ha concedido inmunidad parcial debido a que colaboró con los investigadores. Se espera que la multa se reparta entre el Departamento de Justicia de Estados Unidos, la Comisión de comercio de futuros de materias primas de este país, la Autoridad británica de servicios financieros y el regulador suizo Finma, principal supervisor del UBS. Si se confirma, la sanción a la entidad suiza sería la mayor en el caso de la manipulación del Libor, después de que el británico Barclays fuera multado el pasado junio con unos 450 millones de dólares por falsear el Libor y su versión europea Euribor para su propio beneficio entre 2005 y 2009.

Detenciones esta semana

Esta semana, un exagente financiero de UBS y dos corredores de bolsa fueron detenidos en Londres con relación a la manipulación de la tasa, que históricamente se fijaba a diario en la City londinense a partir de información de una veintena de entidades que precisaban a qué interés podían tomar prestado dinero en el mercado interbancario.

Los tres sospechosos han sido puestos en libertad bajo fianza a la espera de que se realicen más investigaciones. Alrededor de veinte bancos de todo el mundo son investigados por reguladores de varios países por el escándalo del Libor, que ha motivado además una reforma de la normativa que regula su funcionamiento.

Así, tanto la Unión Europea como el Gobierno del Reino Unido han introducido cambios en el sistema por el que se fijará esta tasa, que es referencia de multitud de transacciones financieras, como intereses sobre tarjetas de crédito o hipotecas.