Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El BCE ve “necesario” comprar bonos de países periféricos en mercado secundario

Para el organismo que preside Mario Draghi, la medida es “necesaria, proporcionada y efectiva”

Mario Draghi, presidente del BCE, en una imagen de principios de octubre
Mario Draghi, presidente del BCE, en una imagen de principios de octubre AFP

El Banco Central Europeo (BCE) ha defendido su decisión de reactivar el programa de compra en el mercado secundario de deuda soberana de los países periféricos. Para el organismo que preside Mario Draghi, la medida es “necesaria, proporcionada y efectiva”, explica en su boletín mensual publicado ayer. Explica el BCE que la finalidad de este programa es “garantizar una transmisión efectiva de la política monetaria del Eurosistema”. Y defiende que el recurso a la compra de deuda no se hará en ningún caso saltarse los objetivos del BCE: control de los precios y disciplina fiscal.

También recuerda la autoridad monetaria en el editorial de su boletín que para activar el programa compra de bonos es necesario que los países interesados —un recado directo a España y al Gobierno de Mariano Rajoy— soliciten el rescate a los socios europeos y asuman las condiciones que se impongan.

Los más prestigiosos institutos de análisis económico alemanes atacan la decisión del BCE

Precisamente este jueves, coincidiendo con la defensa del programa que hizo el BCE, se oyó una voz potente con contra él en Alemania, donde más oposición levanta. En el boletín semestral de los más prestigiosos institutos de análisis económico alemanes, entre los que está el Instituto Kiel y el IFO de Munich, se atacó esta decisión. “La decisión del BCE podría hacer tambalearse el principal pilar de la unión monetaria, la estabilidad de precios”, explica. “A largo plazo, existe un gran peligro de que el BCE continúe comprando bonos y proporcionando un estímulo monetario excesivo a países que se hayan desviado de sus programas de ajuste”, continúa, en referencia a países como España, Grecia o Portugal.

Por otra parte, ayer se supo que el Parlamento Europeo tiene previsto votar en contra del nombramiento del luxemburgués Yves Merch como miembro del Consejo de Gobierno del BCE. Los europarlamentarios rechazarán el nombramiento, no por deméritos de Merch, sino como protesta porque no se ha considerado a ninguna mujer para el cargo.