Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Otro verano para encarecer los viajes

No es la primera vez que el transporte público sube dos veces en el mismo año y en pleno verano. En 2008 se aprobó, también en agosto, un incremento del 3,27% de media. Afectó a casi todos los títulos. Se salvó el billete sencillo. El Gobierno regional lo justificó porque el barril de petróleo estaba por las nubes. Y volvió a subir otra vez las tarifas a final de año explicando que habían aumentado los gastos de personal y también los costes derivados de la gran ampliación de Metro de 2007. Dos años después, el susto llegó con el billete de 10 viajes, el Metrobús, que se incrementó de un golpe un 21,6%, de 7,40 a 9 euros.

Esperanza Esperanza Aguirre, que ayer no quiso confirmar la subida, advirtió del "gran déficit" en la financiación del transporte público, ya que lo que pagan los usuarios no costea el servicio. La presidenta aseguró que cuando ella llegó al Gobierno regional en 2004 el precio de los abonos suponía la mitad de la financiación del transporte y, a día de hoy, no alcanza ni el 30%, informa Europa Press. También recordó, de paso, que el precio del billete sencillo ha estado congelado durante los últimos siete años. El empeño en mantener el euro por billete ha provocado que suponga casi lo mismo comprar un Metrobús de 10 viajes que adquirir los viajes de uno en uno, algo que criticaban los técnicos y la oposición pidiendo que se penalice más al viajero ocasional que al que es fiel al transporte público.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 29 de julio de 2011